• Regístrate
Estás leyendo: Covarrubias: donde antropología, geografía y arte se encuentran
Comparte esta noticia

Covarrubias: donde antropología, geografía y arte se encuentran

El maestro Miguel Covarrubias fue recordado en el coloquio internacional Encuentros entre Antropología, Geografía y Arte.

Publicidad
Publicidad

Aspirante a chamán de Bali, pupilo de la Sociedad Teosófica de América, "inventor de los olmecas", explorador de Tlatilco, ilustrador del renacimiento del Harlem y de Carl Gustav Jung, así como formador de caricaturistas en Shanghái, este hombre era conocido como El Chamaco, pero se llamaba Miguel Covarrubias.

Con todas estas facetas fue recordado hace días el maestro en el coloquio internacional Encuentros entre Antropología, Geografía y Arte, que rindió homenaje a un Covarrubias aún no valorado con justicia en relación con sus aportes y profundización en un amplio abanico de campos culturales.

TE RECOMENDAMOS: La gran fiesta del arte latino arrancó hoy en Los Angeles.

El coloquio fue organizado por el Instituto de Investigaciones Estéticas de la UNAM, que invitó a académicos especialistas en diversas disciplinas venidos de cuatro continentes, cada uno dedicado en parte al estudio del artista y antropólogo, entre ellos Nancy Lutkehaus, de Estados Unidos; Judith Bosnak, de Holanda; Shengtian Zheng, de China, y Paul Bevan, de Reino Unido, más la conferencia magistral a cargo de Adrian Vickers, de Australia.

Por México participaron Rita Eder y Renato González Mello, director del instituto sede, así como Mónica M. Bernal y Anahí Luna, organizadoras, y el escritor Antonio Saborit, quienes evocaron la maestría temprana de Covarrubias en la caricatura y cómo con su pintura conquistó Nueva York y a sus más aristocráticos e influyentes ciudadanos.

Gran parte del encuentro se centró en el intercambio de conocimiento acerca del papel de Covarrubias como pionero del interés occidental sobre las islas del Océano Pacífico, en particular de la exótica Bali en los años 30, cuando era considerado un lugar paradisiaco y mágico, cuya población lo admitió y abrió el estilo de vida al observador a quien llamaban "chamán", quizá por su cercanía con ancianos y sabios balineses, de quienes aprendió algunos de los secretos contenidos en tablillas sagradas llamadas lontar, grabadas con dibujos e ideogramas.

También se destacó la importancia e influencia del antropólogo Franz Boas en los años formativos y a lo largo de la carrera de Covarrubias, así como el contacto con el arquitecto estadunidense Claude Bragdon, miembro activo de la sociedad Teosófica de América.

González Mello puso sobre la mesa su idea de que Covarrubias es uno de los "inventores de los olmecas" y de quienes les otorgaron su posición como una cultura clásica, de ninguna manera primitiva; recordó la relación del artista con el antropólogo mexicano Daniel Rubín de la Borbolla y su papel clave en la exploración del sitio arqueológico de Tlatilco.

La especialista Valeria Espitia Ducoing propició un cordial debate alrededor del papel de Covarrubias como ilustrador destacado del llamado "renacimiento del Harlem", ocurrido en ese barrio de Nueva York en la primera mitad del siglo XX, y el polémico carácter de sus trabajos al lindar con la caricatura y el estereotipo, pero valioso en muchos sentidos antropológicos y artísticos.


Su mirada privilegiada pudo retratar y exponer al mundo anglosajón la sensibilidad y gracia de los afroamericanos residentes del Harlem y procesar de primera mano fenómenos como los bailes urbanos innovadores y la expansión del blues de color.

La catedrática hizo notar el dato poco considerado del desplazamiento que algunos destacados artistas de origen africano sufrieron al acaparar el mexicano las simpatías de los grandes editores de la Gran Manzana, y mostró un ejemplar del libro Your Negroid and Indian Behaviour, del psicólogo Carl Gustav Jung, ilustrado en parte por Covarrubias.

Nancy Lutkehaus consideró a El Chamaco uno de los fundadores de la disciplina de la antropología visual y señaló que para hacerlo replicó los procedimientos científicos de investigación en la materia, añadiéndoles un fuerte e invaluable aporte artístico, acercándose de esta manera al rigor de los grabados científicos del siglo XIX.

En el caso del registro visual de las danzas de los pueblos, los dibujos del mexicano suelen capturar de mejor manera los sutiles movimientos que una cámara fotográfica, y recordó que el dibujo es por necesidad un arte performativo.

La experta se preguntó "por qué no simplemente capturó sus observaciones en foto, por qué dibujó todo aquello", y la respuesta tiene que ver con el concepto de "magia simpática", gracias al cual el dibujante abarca y se adueña de los rasgos de lo representado.

Judith Bosnak, quien ha estudiado a detalle la estancia de Covarrubias en Bali, recordó que gracias a eso el entonces presidente Adolfo López Mateos visitó oficialmente aquella isla y los nativos, para explicar la identidad del huésped, simplemente se referían a él como "el presidente de la tierra del gurú Covarrubias".

El coloquio aportó datos de la enorme influencia del pintor en campos tan diversos como la formación de destacados caricaturistas en Shanghái, China, o la excavación e interpretación del arte de la cultura olmeca, de la cual fue codescubridor, mientras que el escritor Antonio Saborit aludió al inexplicable segundo plano donde se ha mantenido la figura del artista, de quien, dijo, ha sido "tan mal conocido y tan bien olvidado", citando a Luis Cardoza y Aragón.

La clausura del evento tuvo una nota emotiva, ya que corrió a cargo de María Elena Rico Covarrubias, sobrina del artista, quien tuvo el privilegio de ver trabajar incansablemente día y noche al creador mexicano, y la galería Pablo Goebel adelantó que en la siguiente versión de Gallery Weekend se albergará una exposición del maestro homenajeado.


FM

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.