Muestran casos de éxito de niños con síndrome de Down

“No estamos enfermos, tenemos un cromosoma más”, destacan. El INP atiende a 700 menores con la discapacidad.
Carmen Victoria demostró sus habilidades al tocar “Cielito lindo”.
Carmen Victoria demostró sus habilidades al tocar “Cielito lindo”. (Jorge González)

México

En el Instituto Nacional de Pediatría (INP) una de las frases que se leen es: “No estamos enfermos, tenemos un cromosoma más”, la cual forma parte de una campaña para combatir la discriminación hacia personas con síndrome de Down.

Durante el evento Escuela para Padres, la doctora Karla Flores alertó sobre los retos que deben superar tanto familiares como niños que padecen este síndrome.

“El mayor problema es la ignorancia, que todavía hay muchos mitos alrededor de la discapacidad intelectual y se siguen viendo como niños eternos; no dejamos que ellos crezcan de acuerdo con su edad cronológica”, explicó Flores.

“Pueden llegar a desarrollar cualquier cosa que se propongan y que la sociedad los apoye. Todavía hay mucha discriminación en las escuelas a pesar de que hay decretos en los que la SEP tiene la obligación de aceptar a personas con algún tipo de diversidad disfuncional, pero todavía se siguen rechazando, creo que es uno de los principales problemas que tenemos”, señaló. 

Con la colorida presentación de los casos de éxito, el INP demostró que con un tratamiento integral y compromiso por parte de los familiares, las personas con síndrome de Down pueden ser independientes.

El INP atiende a 700 menores con ese sídrome, lo que lo convierte en la institución que trata más pacientes a escala mundial, aseguró la especialista. 

En el encuentro del instituto presentaron a Juan José, quienfue parte de un programa de enseñanza en la Universidad Iberoamericana y lleva siete años trabajando en Danone, “con un sueldo competitivo y prestaciones de ley”, detalló Flores.

Aunque Juan José dice ser feliz, reconoció que es muy difícil, sobre todo por que sus compañeros de trabajo se desesperan, pero advirtió que nunca se rendirá, pues tiene el sueño de vivir solo y comprar un departamento, “por eso estoy ahorrando”, dijo.

También hubo un recital de guitarra y danza por parte de Carmen Victoria, quien tocó “Cielito lindo” y bailó ballet con una pieza de El lago de los cisnes.

Enseguida subió Brandon Rosas al escenario para mostrar sus habilidades como animador y actor, pues participa también en el programa Yo soy yo, de Canal 11.

Otro caso de éxito fue el del equipo femenil de nado sincronizado con síndrome de Down, el cual ha ganado medallas en diversas competencias y participado en Juegos Paralímpicos.

Tras la presentación, todos los menores recibieron un reconocimiento y Karla Flores anunció elinicio de un diplomado de seis meses que en un principio se dará a tres doctores de diferentes estados con la intención de llevar a las entidades federativas el tratamiento integral que reciben los pacientes del INP.  

“En esta ocasión nos tocó historias que inspiran y son jóvenes talentosos con síndrome de Down que compartieron un poquiito acerca de su experiencia; como lo vieron son atletas paralímpicos, tuvimos actores y bailarinas, aunque faltan muchos. Hay otro chico que es pintor y uno que ha escrito dos libros, entonces tenemos mucho que presumir”, comentó la especialista.

“El rol de la familia es fundamental para lograr esto... se requiere de papás comprometidos que luchen por los derechos de sus hijos y que toda la sociedad se pueda involucrar”, abundó.

“Muchas veces dejamos a la persona con discapacidad por el hecho de tener ciertas diferencias como rezagados de todas las oportunidades que pudieran tener. Todos lo vieron, fueron mamás luchonas que creyeron en sus hijos y en todo el potencial que podían desarrollar; aquí lo que nosotros lo que les damos son estos ejemplos de vida para que tengan caminos que seguir y se den cuenta que sí se puede”, concluyó Flores.

Claves
Cifras en México

- Se calcula que actualmente hay alrededor de 220 mil mexicanos que nacieron con el transtorno genético descrito por el médico británico John Langdon Haydon Down en 1866.

- De acuerdo con las estadísticas del Instituto Nacional de Pediatría, menos de 15 por ciento de los infantes mexicanos con este síndrome tiene una lactancia materna adecuada.

- Aunque se asocia la trisomía del cromosoma 21 con la edad avanzada de la madre, en México 60 por ciento de los que nace con esa condición es hijo de una mujer joven.