El artista urbano debe ser responsable: Sten Lex

Sten Lex aseguró que aquellos que intervienen el espacio público con arte deben ser responsables con los espectadores, pues muchos de estos no son capaces de costear una entrada para un museo o ...
La muestra es un estudio sobre la posibilidad de la línea, los signos y el paisaje.
La muestra es un estudio sobre la posibilidad de la línea, los signos y el paisaje. (Francisco Betanzos)

Ciudad de México

Durante la inauguración de su más reciente exposición, Paesaggi Industriali, la dupla de artistas urbanos italianos Sten Lex aseguró que aquellos que intervienen el espacio público con arte deben ser responsables con los espectadores, pues muchos de estos no son capaces de costear una entrada para un museo o una galería, y de esta forma pueden ver algo nuevo y diferente.

"En la calle lo que se hace es un trabajo público que va a ser visto por una infinidad de personas, y por ello la labor de un artista urbano es de mucha responsabilidad con los transeúntes. Estos le darán una nueva visión de lo que es su espacio, además de que su trabajo debe ser honesto en su propia creación", afirmaron.

La muestra es un estudio sobre la posibilidad de la línea, los signos y el paisaje. A partir de estructuras geométricas abstractas en blanco y negro creadas mediante el stencil poster —proceso ideado por los artistas en el que fusionan las dos principales técnicas del arte urbano— buscan asemejar laberintos y paisajes industriales.

"Cuando trabajamos en las paredes, la arquitectura decide mucho de lo que va a pasar con el mural, pues cada una es distinta. Además la obra es afectada por las condiciones climáticas: la lluvia y el sol sacan el papel y eso modifica la imagen, mientras que en una galería el tiempo se congela, el formato es más chico y los cuadros son más limpios respecto a los murales callejeros", detallaron.

Aclararon que el arte no tiene una moral pues es algo a lo que no se le puede adjudicar algún significado o mensaje explícito. En este no se crea un diálogo concreto ya que el artista no controla lo que el público pueda pensar de las obras, cuestión que es más notoria en aquellas plasmadas en la calle, pues "muchos lo ignoran porque no tienen la atención de lo que sucede a su alrededor".

"Sin embargo, la gente que va y ve alguna de nuestras obras se va a poner a pensar, se va a preguntar algo, y ese es el verdadero valor que tienen. Por ello mismo el arte callejero es un género muy difícil de lograr, puesto que tienes que ser responsable de su confrontación con el espectador", agregaron.

"Nos gusta que la gente reconozca nuestro trabajo y no a nosotros como personas. En estos momentos el artista quiere mucha atención mediática, pero nosotros no. Nos gusta desaparecer: solo existe nuestro trabajo, nosotros no", concluyeron.

Paesaggi Industriali puede ser visitada hasta el 7 de junio en la Celaya Brothers Gallery, Mérida 241, colonia Roma.