Los ángeles de Rodará volaron sobre Guanajuato en el FIC

El grupo poblano, representante del estado invitado al Cervantino, conjuga diversas artes escénicas en su espectáculo.

Guanajuato

Ayer por la noche, a un costado del jardín conocido como Los Pastitos, en Guanajuato, se presentó la compañía Rodará, de Puebla, estado invitado de honor a la edición 41 del Festival Internacional Cervantino (FIC). Este grupo, entre cuyos integrantes predominan los jóvenes, se fundó en 1998 por la inquietud de Roberto Mendiola, David Silva y Raúl Ramos Lezama de crear un espacio en donde se pudiera conjugar el teatro, la danza, el clown y los actos circenses.

Pasadas las 10 de la noche, en medio de la expectación del público que se reunió para disfrutar del espectáculo, apareció un grupo de jóvenes que tocaban tambores con una tendencia de batucada, hacían acrobacias y desfilaban al estilo carnaval, e invitaban a los asistentes a animarse a pesar del fuerte viento de la noche. Mientras tanto, en el escenario ya se encontraba a la espera un grupo de chicas que seguían el mismo ritmo de los tambores aderezado con toques de música electrónica, y que comenzaron a bailar, iluminadas por luces en tonalidades azules.

En el espectáculo, llamado Ángeles de talavera, se pudo apreciar a una joven que parecía estar volando (gracias a una estructura que la transportaba) entre los espectadores y que los animó con su canto. Además de las telas blancas y azules que cubrían el cuerpo de los integrantes de Rodará simulando la talavera, en la parte superior del escenario se proyectaron algunas imágenes del estado invitado al FIC, las que, si bien no eran fáciles de apreciar por el espacio, lograron llamar la atención del público.

Entre rayos de luz que por momentos iluminaban a los asistentes, los ángeles de Rodará aparecieron e interactuaron en la verbena haciendo uso de estructuras circulares que los hacían, como el nombre de su compañía lo dice, rodar entre los asistentes. Telas, aros de plástico pero sobre todo la agilidad corporal de estos ángeles de talavera que se instalaron en Los Pastitos fueron motivo para una amena noche de entretenimiento que cerró con uno de sus ángeles sobrevolando la plazuela acompañado de un violinista que, de igual forma, realizaba el arriesgado acto entre el público.

Ángeles de talavera se volverá a presentar hoy a las 22:00 horas en el mismo escenario.