Víctimas de pederastia elaboran informe para el Papa

Encabezados por el ex sacerdote Alberto Athié, quieren dar a Francisco una relación de los casos de abuso sexual que han sido ignorados por las autoridades eclesiásticas.
Alberto Athié Gallo, ex cura de la Arquidiócesis de México.
Alberto Athié Gallo, ex cura de la Arquidiócesis de México. (Mónica González/Archivo)

México

Un grupo de víctimas de pederastia clerical de América elabora un documento con las denuncias que presentaron a las autoridades eclesiásticas y han sido ignoradas, a fin de entregárselo al papa Francisco en su visita a México en febrero, afirmó el ex sacerdote Alberto Athié.

El documento es una de las formas en que un grupo de víctimas considera que es la manera en que se logre informar al pontífice de la situación que se vive en el continente respecto a los casos de pederastia clerical.

Algunos expedientes

Respecto a la pederastia en México, entre los expedientes que se integrarán está el del joven Jesús Romero, del Distrito Federal, quien envió una carta al papa Francisco para denunciar su caso y éste respondió, además ha iniciado un diálogo con el cardenal Norberto Rivera, pero el expediente sigue abierto en la Procuraduría de Justicia del Distrito Federal.

También está el de los ex Legionarios de Cristo, quienes denunciaron públicamente en 1997 los abusos de su fundador Marcial Maciel, así como las denuncias contra un sacerdote de Oaxaca sobre un caso que ya se envió al Vaticano pero sigue en proceso.

El documento también tiene un caso que ya se procesó, el de los abusos cometidos por el padre Eduardo Córdova Bautista en San Luis Potosí durante 10 años, quien actualmente se encuentra prófugo de la justicia.

Incluso, el arzobispo de esa diócesis "intentó organizar un encuentro con el papa y con las víctimas de pederastia, pero al parecer esta iniciativa no prosperó", señaló Athié.

Se pretende integrar otros casos como los de las diócesis de Autlán y Ciudad Obregón.

A escala continental, explicó Athié Gallo, "nos coordinarnos para hacer el mismo ejercicio de cómo están las cosas actualmente en el pontificado del papa Francisco, por eso se integrarán casos de Chile, Argentina, República Dominicana y Perú".

Y aunque no forman parte del continente, "también (hay casos) de algunas víctimas de España y se sumarán otros de Polonia y de diferentes naciones en las que tienen contactos", comentó.

El activista indicó que aún actualizan la información y se prevé que en vísperas de la visita papal se dé a conocer en una conferencia de prensa.

Con o sin reunión

Sobre solicitar una reunión con el papa Francisco en su visita apostólica, dijo que hay dos posiciones de parte de las víctimas.

Una es que se entregue únicamente el documento que se elabora, sin ninguna reunión, porque consideran que "eso ya se volvió como un especie de ritual y protocolo en el que el papa se reúne con las víctimas, les pide perdón, les dice que le duele mucho o que lamenta lo sucedido".

En reuniones pasadas, abundó Athié, "se comprometieron a hacer cierto tipo de modificaciones relativas a la pederastia, pero las cosas siguen igual, no se cambia el mecanismo de fondo", por lo que el grupo de ex legionarios dice que ver al papa no es necesaria.

Otras víctimas sí quieren solicitar una reunión, como es el caso de Joaquín Aguilar, quien ya hizo el trámite para ver si lo reciben, pero todavía espera respuesta.

Albero Athié abundó que aún no han concretado las actividades que van a realizar las víctimas junto con las organizaciones que los apoyan.

"La idea que más se promueve es hacer eventos públicos, los cuales aún se detallan con las víctimas, quienes deben decidir cuál camino seguir", concluyó.

Preparan a voluntarios para las vallas

Los voluntarios integrantes de las vallas para la visita del papa recibirán su preparación los próximos fines de semanas en las parroquias de la Arquidiócesis de México. El sacerdote Juan José Cedeño indicó que en las reuniones se les solicitará que "sean amables" con las personas que se darán cita en las calles para saludar al pontífice.

Se les invitará a que durante la espera animen a las personas con cánticos y porras para tener un ambiente de fiesta y esperar con alegría el paso del papamóvil.

Los elementos del Estado Mayor Presidencial hicieron énfasis en que, de suscitarse un problema, los voluntarios tendrán que acudir con el policía más cercano para que sea la autoridad la que intervengan. Los voluntarios estarán colocados, cada metro y medio de ambos lados de la calle y los policías en cada esquina.

De presentarse una emergencia médica deberán avisar a los responsables de los puestos de socorro.

Roberto Delgado, responsable de las vallas, dio a conocer que en el DF es en donde más se requieren voluntarios (297 mil), en Ecatepec, 30 mil; en San Cristóbal de las Casas, 10 mil; en Tuxtla Gutiérrez, 10 mil; en Morelia, 26 mil, y en Ciudad Juárez, 35 mil. Actualmente se han inscrito 270 mil.