Umberto Eco dedica su última novela al "mal periodismo"

Los protagonistas de 'Número cero' son periodistas que crean una publicación ficticia para chantajear a los poderosos de finales del siglo XX en Italia.
Umberto Eco
Umberto Eco

Como una mirada a los mecanismos de la comunicación y de la información o un manual sobre el mal periodismo ha sido calificado Número cero, el último libro de Umberto Eco, el más importante intelectual italiano aún vivo.

Se trata de la séptima novela del escritor, que en sus 83 años de vida ha publicado 43 títulos, incluidos ensayos de semiótica, estética medieval, lingüistica y filosofía, además de best sellers internacionales como El nombre de la rosa (1980).

Publicado por la casa editorial Bompiani, Número cero salió a la venta en Italia el pasado 9 de enero y con 250 mil copias en su primera edición ya apunta a convertirse en uno de los libros más leídos de 2015.

La novela está ambientada en Milán en 1992, el año de "Tangentopoli", como se conoció al escándalo de corrupción destapado en esa ciudad y que significó el fin de la Primera República.

Con la confusión política del periodo como contexto, la historia relata la iniciativa del comendador Vimercate, que para chantajear a los poderosos y golpear a sus enemigos crea un periódico ficticio que pública sólo números cero, es decir, borradores que no llegarán nunca a los quioscos.

Cada "número cero" de Domani (Mañana), como oficialmente se llama el cotidiano, sirve solamente como amenaza y se convierte en una máquina de chantaje en la que las medias verdades y las mentiras completas se entrecruzan.

El equipo puesto en pie por Vimercate incluye al director Simei y al periodista Colonna, un escritor fracasado que recibe la encomienda paralela de preparar el libro "Domani: ieri" (Mañana: ayer), que tampoco saldrá nunca a la venta.

Entre los redactores están Maia Fresia, ex colaboradora de una revista del corazón; Romano Braggadocio, especializado en revelaciones escandalosas; Cambria, ex cronista de la nota roja y Lucidi, ex colaborador de revistas desconocidas.

"No quise escribir un tratado sobre periodismo; insistí solamente en (crear) una redacción especial que forma parte de la maquinaria del fango, aunque desde hace más de 40 años reflexiono y discuto sobre los límites y las posibilidades del periodismo", dijo Eco en una conversación con el también escritor Roberto Saviano.

Reveló que en la novela utilizó argumentos sobre los que ya ha escrito precedentemente, como una polémica de los años setenta con el periodista Pietro Otone sobre la posibilidad de separar los hechos de la reflexión.

"Es una historia sobre los límites de la información periodística, pero no hablo de los periodistas en general, sino que dibujo el peor de los casos para dar una imagen grotesca de ese mundo", añadió.

En el trasfondo de la novela figuran hechos y personajes de la historia italiana y europea reciente, como Gladio, la operación paramilitar clandestina creada para contrastar una hipotética invasión de la Unión Soviética, la CIA, el presunto asesinato del papa Juan Pablo I o los terroristas "rojos" infiltrados por el Estado.

"Este libro revela a la perfección los mecanismos de la llamada maquinaria del fango, del mal periodismo: Debería ser leído en las escuelas", dijo Elisabetta Sgarbi, directora editorial de Bompiani.

Señaló que tras el gran éxito de El cementerio de Praga, la novela precedente de Eco publicada en 2010 con más de 600 mil copias en Italia y traducida a 50 idiomas, Número cero trata temas más cercanos a nuestro tiempo.

La novela fue presentada en la última feria del libro de Frankfurt, Alemania, con el título en inglés That The Press, baby (Es la prensa, querido).