Solicitan protección para Acueducto Tembleque

La asociación urgió una ley que garantice que no será afectado una vez más.
El expediente técnico que respalda la candidatura de la obra hidráulica como patrimonio de la humanidad ya está en manos de la Unesco.
El expediente técnico que respalda la candidatura de la obra hidráulica como patrimonio de la humanidad ya está en manos de la Unesco. (Arturo González)

Zempoala

Urge la creación de leyes y reglamentos que protejan al Acueducto del Padre Tembleque y a su entorno ecológico con miras a garantizar la declaratoria como patrimonio de la humanidad, una tarea que debe ser una coordinación entre los tres órdenes de gobierno y la sociedad civil, consideró el patronato de restauración de la obra colonial.

“El Acueducto ya está salvado, ahora lo tenemos que salvaguardar. Y es lo que les pedimos a nuestras autoridades, que ya hagamos el plan de manejo y conservación del monumento, una tarea en la que tenemos que trabajar todos, para dignificar los seis criterios de valor universal con los que está catalogado nuestro acueducto”, expuso Guillermina Acosta Barrera, presidenta del patronato.

Después de 17 años de restauración iniciada por el Patronato del Acueducto Tembleque surgió la posibilidad de reconocerlo como patrimonio de la humanidad, es por eso que la asociación civil apura a los gobiernos de los tres órdenes para la redacción de una ley de protección que garantice que no será afectado una vez más.

“Al monumento lo protegen leyes nacionales e internacionales que deberían de ser ejecutadas, el problema es que no es así, necesitamos que sean cumplidas. El patronato ha luchado mucho para que tenga su ley de protección muy individual, y se necesita que los gobiernos de los estados de Hidalgo y México y el federal y todos nos hermanemos para conseguir proteger como es necesario al acueducto.”

Una vocación educativa ha impulsado las actividades del Patronato desde su fundación, consideran que sólo de esta forma fue posible la conservación, y que además de difundir su importancia, se permitió que estudiantes de universidades nacionales y del extranjero se acercaran, lo que dio como resultado varios productos, de entre los que destaca la elaboración de un dosier, en el cual están las propuestas para la legislación necesaria se consiga.

“Se lo entregamos al INAH y también a la Cámara de Diputados, claro que es un trabajo académico, pero sirve de antecedente para quienes legislan y tienen que hacer su encomienda. Esa ley de protección en específico para el acueducto sí es necesaria y urgente”, agregó.

La labor de restauración ha sido titánica, recuerda Acosta Barrera, incluyó la investigación sobre el camino seguido a partir del cerro del Tecajete hasta su destino en el pueblo de Otumba. Pero también encontrar con qué materiales fue construido para continuar así su restauración.

Hoy se está a cerca de 5 kilómetros de llegar a su sección más vistosa en la barraca de Tepeyahualco, pero esta restauración fue posible por gestión de recursos y por educación, resalta Guillermina, y el nombramiento debe impulsar la convocatoria de varios sectores a protegerlo.

“Hay que hacer un análisis de la realidad y no se trata de echar culpas, aquí todos somos responsables, tenemos malos hábitos, hay olvido y abandono, y no proteges lo que no conoces. Por eso fue necesario llegar a las escuelas, los niños que en un futuro van a ser los regidores, delegados y presidentes municipales ya conocen la importancia del acueducto. No proteges lo que no amas.”

Este 2014 será el año definitivo para el Acueducto del Padre Tembleque, el expediente técnico que respalda su candidatura como patrimonio de la humanidad ya está en manos de la Unesco, y en pocos meses llegará una delegación para visitarlo y valorar su impacto social e histórico.

INAH RESPALDA PROPUESTA DE CREACIÓN DE LEY

El Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) anticipa la coordinación con los gobiernos de los estados de Hidalgo y México, así como con sus municipios, para promover leyes de proyección a monumentos históricos, en especial que protejan el área aledaña que recorre el Acueducto de Tembleque.

El posible nombramiento del complejo hidráulico del siglo XVII como Patrimonio de la Humanidad, dispuso tareas urgentes para los tres ámbitos de gobierno, uno de los más inmediatos serpa el diseño de medidas legales que permitan la protección del monumento, y para lo cual se alistan ya las primeras propuestas.

Rodolfo Palma Rojo, delegado del INAH en Hidalgo, comentó sobre esta coordinación que ya inició entre los gobiernos estatales de Hidalgo y México, pero que deberá aterrizarse en leyes que garanticen esta protección. “Se tiene que hacer en distintos niveles, lo óptimo va ser la protección una vez que se consiga el nombramiento como Patrimonio de la Humanidad, esa será la más fuerte, de ahí tendrá que llegar la parte estatal para que se coordinen medidas que garanticen su resguardo.

“Lo mismo tenemos que ir hacia el municipio, y que se declare como parte de un monumento nacional a su entorno, y entonces ya la ley lo proteja”, agregó. (Sergio Lozada Cárdenas/Pachuca)