Breve pero enorme la poesía de Rodolfo Alonso

El libro del argentino "Defensa de la Poesía", son 62 textos breves, un apéndice y un epílogo. Editado por la Ibero Torreón y la Universidad Veracruzana se presentó por Jaime Muñoz y Julio César ...
Presentación del libro a cargo de Nadia Contreras, Julio César Félix y Jaime Muñoz.
Presentación del libro a cargo de Nadia Contreras, Julio César Félix y Jaime Muñoz. (Miguel Ángel González Jiménez)

Torreón, Coahuila

Lejos de su tierra pero cerca de los propósitos de muchas personas, la poesía del argentino Rodolfo Alonso se hizo presente este miércoles en el Teatro Nazas. 

Julio César Félix, Nadia Contreras y Jaime Muñoz presentaron el libro "Defensa de la Poesía", que consta de 62 textos breves, un apéndice y un epílogo, en edición de la Universidad Iberoamericana Laguna y la Universidad Veracruzana. 

Bajo la forma oficial de "ensayo", el texto en sí resulta ser poético. ¿Por qué defender a la poesía? Los ponentes dieron a conocer algunas de las razones.

La vida del argentino, quien nació en Buenos Aires en 1934, ha sido dedicada a las letras. No sólo es poeta, sino también traductor y editor, además de ensayista como se señaló. 

Conmueve que Alonso a sus 80 años se plantee una alternativa ante las catástrofes, la hecatombe y el martirio que nos ofrece la vida moderna: la poesía, que debe ser el corazón y el lenguaje del hombre.

Estas letras en particular, vieron la luz en el año 2012 en su natal país. No pudo estar presente en esta tarde lagunera, por lo que Jaime Muñoz invitó a los asistentes a la presentación, a enfrentarse directamente con el libro, que tenía un costo de solo 50 pesos. 

Señaló la poeta Nadia Contreras, que estos textos escritos en primera persona, se pueden leer como quien da un paseo en un jardín lleno de plantas y hierbas, y flores, recorriéndolos paso a paso. 

En el texto, Alonso plantea como es que la poesía por escrito, es una forma de las miles que pueden haber de poesía. La podemos ver, sentir, oler, tocar. Es infinito, y se alaba el resurgimiento de la poesía visual, presente siempre, aunque un poco relegada. 

También el hecho de que los medios electrónicos, invasores de milenios de tinta y papel, estén convirtiéndose en la nueva forma en la que muchos escritores jóvenes pueden escribir poesía. Los afortunados regresan al origen, y ven sus textos en libros, en tinta y papel de nuevo. 

Conmueve que Alonso, a sus 80 años, se plantee una alternativa ante las catástrofes, la hecatombe y el martirio que nos ofrece la vida moderna: la poesía, que debe ser el corazón y el lenguaje del hombre. 

Generoso en sus palabras, la lectura de este texto se aborda desde muchas partes. Es breve pero enorme. Poliédrico, lo llamó Jaime Muñoz. De ahí las referencias se multiplican y se enlogan hasta donde el lector desee llegar. 

El libro está disponible en las instalaciones de la Universidad Iberoamericana.