Avilés Fabila: soy producto de las universidades públicas

El nombre del escritor fue puesto en una serie de libros de nuevos autores convocada la Dirección de Fomento Editorial de la BUAP.
El escritor y académico mexicano René Avilés Fabila.
El escritor y académico mexicano René Avilés Fabila. (Cuartoscuro/Archivo)

Puebla

“Esta colección que lleva mi nombre, es algo que me va a permitir estar en contacto con los jóvenes”,  afirmó el escritor René Avilés Fabila, cuyo nombre le fue puesto a una serie de libros de nuevos autores, menores de 30 años de edad, a la cual convocó la Dirección de Fomento Editorial de la BUAP.

El autor de “La cantante desafinada” afirmó que la distinción sólo podía venir de la casa de estudios porque “soy producto de las universidades públicas”.

“Gracias de todo corazón” dijo Avilés Fabila al recordar que en este 2014 se le han otorgado diversos reconocimientos por sus 50 años de escritor, pero aseguró que ninguno perdurará como el que le ha dado la BUAP, cuya convocatoria será abierta en el 2015 y, a decir de la directora de Fomento Editorial, que publicó los tres primeros volúmenes “podrían llevar el sello del Instituto Nacional de Bellas Artes” en la próxima emisión.

Los libros presentados por Avilés Fabila fueron “La pared del laberinto” poesía de Miguel Martínez; “Usted quería saber”, cuentos  de Ivonne Vira, y la novela “Lo elefantes son contagiosos”, de Jorge Jaramillo, los dos primeros egresados de la Facultad de Filosofía y Letras de la BUAP y el tercero de la Universidad Autónoma Metropolitana, donde Avilés es docente.

“Estoy muy complacido, muy orgulloso” afirmó René Avilés, quien agregó que en los cien trabajos presentados para ser seleccionados como los primeros a publicarse en la colección que lleva su nombre, encontró, con el resto del jurado “mucha calidad, mucho talento” y destacó el hecho de que “como están las cosas” en el país la universidad reciba a los tres flamantes autores “con libros, no a balazos”.

“Son libros estupendos, valen la pena los tres” afirmó René Avilés sobre los textos que apadrinó, en tanto que Miguel Martínez aseguró que su poemario es una búsqueda de sí mismo y de Dios; Ivonne Vira por su parte afirmó que le resultó “extraño, irreal”, estar en la mesa de presentadores, mostrando su trabajo, y Jaramillo aseguró que su novela es una sátira que busca exponer los sinsentidos del actuar de los políticos.