Recaudan fondos para financiar tratamiento de niños con cáncer

En la cuarta edición de Sabores del DF, organizada por la ONG Aquí Nadie se Rinde, 25 chefs de exclusivos restaurantes de la capital ofrecieron sus mejores platillos a más de mil 500 personas.
Degustación de la gastronomía mexicana.
Degustación de la gastronomía mexicana. (Omar Franco)

México

Los especialistas gastronómicos más destacados de la Ciudad de México se dieron cita para llevar a cabo la cuarta edición de los Sabores del DF, que recaudó fondos para apoyo médico y psicológico de niños con cáncer. Los 25 chefs de exclusivos restaurantes de la capital ofrecieron sus mejores platillos a más de mil 500 personas.

La convocatoria estuvo a cargo de la asociación civil Aquí Nadie se Rinde, que desde hace una década busca mejorar la calidad de vida de los menores con cáncer, principal causa de muerte en niños de entre cinco y 14 años.

Laura Vidales, presidenta de la asociación, señaló tras la inauguración del evento, que el dinero será destinado a cuatro programas: Enciende una Esperanza, Salvando Vidas…una a la Vez, Alimentando Corazones, y Descubriendo lo Desconocido.

“Vamos a ayudar a todos los niños de la fundación y vamos a pagar catéteres a 46 de ellos. Además, espero pagar 50 estudios. Estamos ayudando a más de mil pequeños al año. En 2014, fueron mil 46”, detalló.

Según cifras oficiales de la Secretaría de Salud, durante 2015 alrededor de 5 mil menores de edad enfermarán de algún tipo de cáncer. Los más recurrentes son leucemia, tumores cerebrales, linfomas, retinoblastoma, sarcomas y tumores óseos.

Durante el evento que se llevó a cabo en el hotel Live Aqua de Santa Fe, Vidales señaló que el gobierno apoya bastante a quienes padecen la enfermedad; sin embargo, “en cuestión de salud estamos rebasados. No tenemos que repetir lo que el gobierno hace, sino complementarlo”.

Por su parte, Ana Claudia Talancón, vocera oficial desde hace ocho años de Aquí Nadie se Rinde, detalló las actividades dinámicas que también planean con los niños de manera independiente y en conjunto con el Hospital Infantil Federico Gómez y el Instituto Nacional de Pediatría.

“Nuestra labor principal es pagar los trasplantes de médula ósea de niños que no tienen recursos, pero también tenemos distintas actividades como llevarlos a parques recreativos, visitas a granjas y zoológicos”, señaló.

Los restaurantes que estuvieron presentes en Sabores del DF ofrecieron platillos con ingredientes mexicanos, que fueron de lo salado a lo dulce: desde mariscos hasta carnes y, como broche de oro, prepararon postres para todos los asistentes.

Mariano Garcés, también conocido como el chef Yogui, quien se ha interesado en la fundación apoyando con clases de cocina a niños, presentó una receta orgánica, que alcaliniza la sangre de quienes sufren de cáncer y se encuentran recibiendo quimioterapias.

“Es un evento altruista hecho con conciencia. En mi caso, mi platillo se llama Naturaleza Orgánica. Preparé un risotto con un arroz integral mexicano libre de lácteos, con aceite de coco del rincón de Guayabitos y un escabeche de zetas con vinagre orgánico de Guadalajara”, explicó.

En cambio, Mari Tere Degollado y Joan Bagur, chefs de Sal y Dulce Artesanos, prepararon un postre de sacher de chocolate con perlas de tapioca a la jamaica, gelatina y frutos rojos.

“Es un postre con puros productos que da México. Para el broche de oro de tantos colegas que trajeron cosas deliciosas para apoyar la causa”, dijo Degollado.