Reactivarán servicios en 3 Museos

Se trataba de una gaveta histórica en el Museo del Palacio, cuya finalidad era contar la historia de Nuevo León; se complementaba con apoyo de un guía y material en braille.
La infraestructura adecuada es indispensable; facilitar el acceso es crucial para incentivar al público.
La infraestructura adecuada es indispensable; facilitar el acceso es crucial para incentivar al público. (Gustavo Mendoza)

Monterrey

En 2011, el Museo del Palacio anunció un programa novedoso e incluyente para las personas con debilidad visual. Se trataba de una gaveta con 20 piezas que podían ser tocadas por las personas, que se complementaba con cédulas en Braille.

A pesar de ser un proyecto innovador, éste fue suspendido temporalmente de Tres Museos debido al poco público que demandaba este servicio.

Hoy, el complejo de recintos conformado por el Museo de Historia Mexicana (MHM), el Museo del Noreste (Mune) y el Museo del Palacio (MP) trabaja en un nuevo modelo de atención al público que vive alguna discapacidad, anunció Guadalupe Piedra González, jefa de servicios educativos de Tres Museos.

La gaveta histórica que el Museo del Palacio diseñó buscaba contar la historia de Nuevo León a través de 20 réplicas de piezas normalmente exhibidas en las salas. La información se complementaba a través de las cédulas en braille y con el apoyo de un guía.

“Es un proyecto que estamos dispuestos a rescatarlo. Las experiencias anteriores nos sucedió que los grupos solicitantes no eran tan frecuentes, no hubo una demanda constante”, comentó Guadalupe Piedra González.

Los tres museos antes mencionados cuentan con las instalaciones adecuadas para el tránsito de personas con alguna discapacidad motriz. Además ofrece el préstamo de silla de ruedas de manera gratuita.

La accesibilidad satisfactoria para personas con alguna discapacidad a los espacios fue aprobada por una comitiva del DIF del estado de Nuevo León recientemente.

El público demandante de la actividad en el Museo del Palacio generalmente “era muy conocedor de la historia de Nuevo León”, agrega Piedra González.

“Existe la convicción de abrir de nueva cuenta ese servicio para el público”, expresó la funcionaria.

Sin embargo, los espacios culturales ofrecen recorridos a asociaciones y escuelas de educación especial cuando así la soliciten, lo único que hace falta es que las personas, instancias u organizaciones interesadas requieran el apoyo a las instituciones mediante la programación de citas.

Se contempla que dentro de tres meses se pueda reactivar el programa de atención a débiles visuales en el complejo cultural de 3 Museos.

EL METROPOLITANO: HISTORIA VS. FUNCIONALIDAD

El Museo Metropolitano de Monterrey tiene un dilema: ser accesible para las personas con alguna discapacidad, pero sin alterar su arquitectura histórica.

Una persona con discapacidad motriz sólo podría acceder a la planta baja del inmueble, ubicado en Zaragoza y Corregidora, en el centro de Monterrey.

Existen diversos planes para hacer lo más accesible al público, en especial porque sí se ofrecen servicios educativos destinados a grupos de vulnerabilidad, comenta Emir Guerrero Chávez, coordinador del Museo Metropolitano de Monterrey.

“Como este museo se ubica en un edificio histórico, la adecuación propiamente de un elevador para acceder a la planta alta está en proyecto; sin embargo no es tan fácil instalarlo”, expuso.

A los públicos especiales se les adecuan las dos salas ubicadas en la planta baja, que son el Salón de la Estampa y la Sala Histórica. El público demandante de este tipo de servicios, al menos en el Metropolitano, se ha enfocado en adultos mayores, niños con síndrome Down y débiles visuales.

Para la atención a grupos con alguna discapacidad lo recomendable es hablar previamente a la visita, al teléfono 51 02 74 50 al 55, dirigiéndose con Magaly Castillo. (Gustavo Mendoza/Monterrey)