"Es una bendición ser músico, la profesión más noble"

En opinión de Raúl Jáquez, “no podríamos percibir a una sociedad sin sus músicos, es algo necesario para el desarrollo de su gente”, por lo que desde su nacimiente, ha vivido rodeado de instrumentos.
Raúl Jáquez creció en el ambiente musical, pues su familia siempre se ha dedicado a trabajar en ella.
Raúl Jáquez creció en el ambiente musical, pues su familia siempre se ha dedicado a trabajar en ella. (Especial)

Torreón, Coahuila

Primer acercamiento con la música

Creo que fue desde que nací, mi padre, mi familia paterna son músicos, fue algo que se dio de forma natural y hoy de igual forma el acercamiento de mi hijo con la música es natural.

Ya que creces entre instrumentos musicales, ensayos, en donde todo el día y siempre hay música.

¿Cuántos años de carrera llevas en la música?

Alrededor de 25 años, no solo en la Laguna, también a sido en lugares como Guanajuato, Monterrey, etc.

¿Qué nos puedes decir de tu trabajo?

El dedicarme a la música lo veo como una gran bendición, es una gran suerte hacer lo que más te gusta y además es un oficio demasiado noble.

Por otra parte, interpreto casi todo tipo de música que pueda tocar con mi instrumento, pero es el Tango lo que más me gusta tocar y lo que más disfruto interpretar.

He realizado trabajos musicales de todo tipo, desde música infantil tanto lúdica como pedagógica, también escribo piezas de tango, hago adaptaciones y en el mercado he trabajado en todo desde el mariachi, grupo versátil, tocando cumbia, todo tipo de géneros.

Toco varios instrumentos y disfruto cada uno de ellos, el bajo, la trompeta, la tuba, la guitarra, el acordeón, el bandolón, la armónica, canto, etc.

¿Por qué decides incursionar en esto y no en otra cosa?

Hasta ahorita no se me viene a la mente, o que yo conozca algún músico que haya decido dedicarse a eso, creo que es algo que la vida decide por uno y en mi caso alguna vez quise dedicarme a otra, pero de alguna manera siempre regresaba a la música, hasta que tomé la difícil decisión de dedicarme a esto, y digo difícil por el sentido laboral, de ahí en más yo puedo estar tocando, ensayando y presentándome y escuchando música todo el tiempo.

¿Cómo percibes el proceso en los últimos años de la actividad de músico "bohemio", por decirlo de alguna manera, refiriéndonos así a oportunidades, al tema de la inseguridad, a todo lo que han tenido que enfrentar ustedes?

Bueno, así como se vio afectado el sector restaurantero, también se vio afectado el panorama laboral de los músicos. Sin embargo, estamos viendo ahora un tiempo que se percibe no tan duro como los anteriores, gracias a todo este auge de bares que se han abierto, y que han generado el revivir de una vida nocturna, aunque no todos los bares tengan música en vivo han generado ese ambiente que permite más oportunidades laborales para los músicos.

¿Es una actividad redituable o es más por amor al arte?

Es una actividad redituable totalmente, puedes vivir de la música.

¿Están desapareciendo los verdaderos músicos de oficio, o están resurgiendo, o cómo percibes esta cuestión?

Los tiempos han cambiado y ya no es la misma historia de los músicos de antes, así también ha cambiado mucho la comarca Lagunera y en ese sentido hay otras áreas que están requiriendo otro tipo de música que antes no se buscaba, me refiero por ejemplo a la música de concierto, instrumental, la gente hoy busca otro tipo de expresiones musicales y eso ha ampliado el campo laboral.

¿Cuáles son tus parámetros para definir a un buen músico según tu punto de vista?

Es difícil definirlo no porque quiera hablar bien o mal de ellos si no que creo que los músicos son necesarios porque la música es tan amplia y tiene tantos sentidos, es necesario en muchos aspectos para una sociedad.

Pero si hablamos de niveles de conocimiento todos los niveles musicales en específico son necesarios, no sé qué haremos si se quita un sector de músicos, los necesitamos a todos y todos son valiosos, somos diferentes en las expresiones y en las técnicas. Identificar a un buen músico sería un poco subjetivo, así que prefiero eso de compartir, gozar y transmitir. "No podríamos percibir a una sociedad sin sus músicos, es algo necesario para el desarrollo de su gente".