Inauguran Plaza de la Paz

Con la revelación de una escultura forjada con armas decomisadas por la Secretaría de la Defensa Nacional, fue abierto el espacio en el Plametarium de Torreón.
Escultura realizada con armas decomisadas por la Sedena.
Escultura realizada con armas decomisadas por la Sedena. (Lilia Ovalle Arias)

Torreón, Coahuila

Con la revelación de una escultura forjada con armas decomisadas por la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), fue inaugurada el pasado miércoles la Plaza de la Paz en el Planetarium, ubicado en el interior del parque Las Etnias.

El acopio de revólveres, escopetas, armas automáticas, metralletas fue entregado a los artistas en pedacería para darle forma. Fueron en suma 300 kilogramos de acero de armas.

Ante autoridades militares, municipales y del museo, decenas de niños de escuelas primarias fueron congregados en la explanada para presenciar la presentación de la escultura, que representa a la paz a través de la imagen iconográfica de la paloma al vuelo, lanzada por dos manos que la impulsan.

La obra fue el producto del trabajo que realizaron durante un año los escultores José Luis Ponce, Roberto González y Sabina Coco, quienes no recibieron percepción económica por su elaboración, logrando la colaboración de la ciudadanía a través de su participación en la construcción que se realizó en talleres públicos.

El artista José Luis Ponce, explicó que la obra obedece a un programa implementado por la Sedena a escala nacional y que fue mediante la captación de armas de fuego por intercambio con la ciudadanía, primero por dinero en efectivo y después por aparatos electrodomésticos.

"Ellos antes destruían las armas, las mandaban a fundir y se acabó, pero luego implementaron este tipo de actividades dándoles uso a las armas para que la ciudadanía se entere de qué hacen ellos con el acopio".

"Le hicieron la propuesta al municipio y con el escultor Roberto González y tu servidor, tuvimos la invitación de realizar una escultura con éstas armas y nosotros aceptamos gustosos", explicó Ponce.

El escultor dijo que en esta ocasión no recibieron remuneración económica y fue en talleres instalados en el Paseo Colón que se involucró a 8 ciudadanos en la elaboración mediante el aprendizaje de oficio de la soldadura.

Por su parte la maestra Sabrina Coco indicó que en Campo Marte existe obra como resultado de la utilización del acero que se desprendió del acopio.

La obra fue el producto del trabajo que realizaron durante un año los escultores José Luis Ponce, Roberto González y Sabina Coco.

"La Plaza de la Paz tiene la escultura que nosotros acabamos de realizar que es una paloma que está construida con material de desecho de armas que fueron de diferentes programas de intercambio que realizó el ejército, ellos proponen donar este material y nosotros empezamos a trabajar un proyecto.

"Se hizo un trabajo donde la gente pudiera participar activamente realizando la obra, por eso se inició en el Paseo Colón y luego en un taller la gente empezó a ver cómo era el proceso de construcción de la escultura, a ver cómo era el proceso creativo para realizar una obra y se seleccionó el tema de la paloma como cuestión simbólica", dijo Sabrina Coco.

Debido a que la maestra no vivió los tiempos de alta violencia en la Comarca Lagunera, refirió que ella observó el efecto o impacto de la inseguridad en las personas, motivo por el cual apuntó que la obra cobra una dimensión de resiliencia y el poder salir de un proceso negativo a través del arte como manifestación social.