“Ser auténtico, sin imitar a nadie”: Louis Steuerman

El concierto para Piano no. 3 y la Sinfonía no. 2 de Beethoven, serán interpretadas por el afamado pianista brasileño, que acompañará a la Camerata de Coahuila.
El pianista brasileño Jean Louis Steuerman.
El pianista brasileño Jean Louis Steuerman. (Milenio Digital)

Torreón, Coahuila

El pianista brasileño Jean Louis Steuerman, es el invitado especial de Camerata de Coahuila.

Sobre este concierto, el concertista comparte: "Es una idea fabulosa el combinar el Concierto para Piano no. 3 y la Sinfonía No. 2 de Beethoven.

La Sinfonía es muy divertida, en cuanto al concierto para piano es simplemente bello, misterioso y brillante".

"La Sinfonía No. 2, se trata de una de las últimas obras del periodo clásico de Beethoven, contrastante con el terrible momento que el compositor atravesaba en su vida".

Louis Steuerman, dijo que el Concierto para Piano no. 3 que interpretará para los laguneros, es una de sus piezas favoritas, pero una melodía de gran dificultad. 

"Música de tanta profundidad y de esa calidad siempre es difícil de interpretar", analizó.

Por otra parte, compartió que cada músico siempre tendrá una forma diferente de interpretar una pieza aún siendo la misma obra.

"En mi caso busco ser auténtico, ser yo, sin tener que imitar a nadie. Centrado en la partitura pero tratando de hacerlo cada vez mejor", definió.

A respuesta del por qué de la selección de piezas clásicas y no contemporáneas, el pianista compartió: "Sobre la música contemporánea pienso que es normal que no sea del gusto de la gente, ya que es poco entendida".

"Es normal que se le consideren como muy agresiva. Es necesario un espacio de tiempo para que el público pueda apreciarla mejor, ya que no es una música de regocijo inmediato, se trata de un lenguaje más complejo que necesita del conocimiento que da el paso del tiempo".

"Creo que muchas de las composiciones que se hacen hoy no pueden ser juzgadas en este momento, hasta que el tiempo haga lo suyo, hablando de una temporalidad que puede llegar hasta los 200 o 300 años como fue el caso de las piezas de Beethoven que interpretaremos en este concierto".

Ahora como concertistas es mejor tocar algo que comprendemos y habrá que partir de la música que viene desde siempre, para como músicos y compositores llevarla más adelante, finalizó.