Esta noche se inaugura 'El discurso del silencio'

Con escenarios que estallan coloridos, la obra de la artista lagunera Mónica Fernández, se exhibirá a partir de las 19:00 horas en el anexo Edificio Russek del Museo Arocena, con entrada libre.
Con ojos exorbitantes, los personajes mantienen un rictus, es la introspección fija en la tristeza.
Con ojos exorbitantes, los personajes mantienen un rictus, es la introspección fija en la tristeza. (Miguel González)

Torreón, Coahuila

De belleza lánguida y muda, discurso inserto en un soliloquio plástico hedonista donde la belleza se encuentra en la estética, en la geometría y el color, la obra de la artista lagunera Mónica Fernández, se inaugura la noche de este jueves en el Museo Arocena.

Con escenarios que estallan coloridos, que recuerdan a las aves y sus entornos, la figura de una mujer infante siempre es el contexto de la obra.

Con ojos exorbitantes, los personajes mantienen un rictus, es la introspección fija en la tristeza, de ahí que la autora decidiera titular a la exposición 'El discurso del silencio'.

En pre recorrido por la sala, la autora dijo que su discurso es uno que le permite el ensimismamiento, el evitar el contacto con el mundo y sus angustias.

Otros son los problemas con la niña mujer, siempre construida como personaje triste o melancólico, así la pintora espera tocar al espectador y el tema de ser mujer es el mecanismo para que se presenten cuestionamientos básicos sobre el quién soy.

Mónica Fernández comenzó a dibujar y a pintar a temprana edad y explicó que sin importarle el desarrollo de un contexto, siempre pintaba ojos. Quizá por ello aún conserve la artista este signo de pintar ojos como enormes ventanas.