Multan al presidente turco por insultar la obra de un artista

Recep Tayyip Erdogan deberá pagar una cantidad equivalente a 60 mil pesos de indemnización por haber calificado de "abominable" una escultura de Mehmet Aksoy.
La escultura del artista Mehmet Aksoy en la ciudad de Kars
La escultura del artista Mehmet Aksoy en la ciudad de Kars

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, ha sido condenado a pagar 10 mil liras (unos 60 mil pesos) de indemnización a un artista turco por haber calificado de "abominable" una de sus esculturas, que al final fue derribada.

Un tribunal de Estambul consideró a Erdogan culpable de haber provocado un "daño sicológico" al artista Mehmet Aksoy por haber llamado "abominable" a su obra Monumento a la Humanidad, erigida en la ciudad de Kars.

Los hechos se remontan al 8 de enero de 2011. En una visita a la ciudad, Erdogan, por entonces primer ministro, mostró su disgusto y exigió el derribo de la escultura de 30 metros de altura.

La obra representaba un cuerpo humano dividido en dos como símbolo de la separación entre Armenia y Turquía, cuya frontera -a 40 kilómetros de Kars- permanece cerrada desde 1993 a causa de las desavenencias entre ambos países.

Poco después de los comentarios de Erdogan, el alcalde de Kars y miembro del partido AKP, fundado por Erdogan, ordenó el derribo de la escultura. La defensa de Erdogan argumentó durante el proceso que las palabras del presidente no fueron un insulto sino una mera crítica.

La polémica sobre esta obra empezó en 2005, cuando el anterior alcalde, un miembro del AKP que se pasó a la oposición, encargó a Aksoy la construcción de un monumento que simbolizara la amistad turco-armenia.

Sin embargo, cuando el monumento aún estaba en su fase de construcción, el alcalde cambió de partido y las autoridades culturales de Ankara decidieron parar la obra argumentando que se levantaba en un lugar histórico.