México y Francia refuerzan su cooperación sobre salud

Peña Nieto suscribirá los convenios en su visita la próxima semana.
Mercedes Juan encabezó la reunión.
Mercedes Juan encabezó la reunión. (Octavio Hoyos)

París

Delegaciones de alto nivel de los gobiernos de México y de Francia celebraron en París un seminario en el que firmaron convenios y diseñaron un mapa de rutas para aumentar la cooperación en temas de salud.

La reunión, en la que participaron representantes de las academias de medicina de los dos países, del sector farmacéutico y de la gestión del sector, estuvo encabezada por la secretaria mexicana de Salud, Mercedes Juan López, y por su par francesa, Marisol Touraine.

En el foro, celebrado en la sede histórica de la Academia francesa de Medicina, los delegados de ambos países diseñaron un mapa de rutas para trabajar en temas como el acompañamiento del envejecimiento, la prevención de la obesidad y de las enfermedades crónicas.

La importancia de realizar dichos acuerdos en estos rubros de salud es porque han aumentado las enfermedades crónicas, señaló Juan López, al firmar la hoja de ruta, que engloba los compromisos del foro y que se presentarán a los presidentes de México y Francia, ello durante la visita de Estado que la semana próxima realizará Enrique Peña Nieto en ese país.

La secretaria de Salud dijo que México “está aprendiendo de Francia sobre envejecimiento activo y saludable, así como de las iniciativas francesas de prevención de obesidad y diabetes”, que incluyen el aumento de la información sobre la alimentación.

“Este foro debe ser la primera etapa de una nueva cooperación reforzada” entre los dos países, detacó la ministra francesa de Sanidad, Marisol Touraine.

También señaló que, además de los temas mencionados, París ayudará a México en el refuerzo de las urgencias sobre el que Francia tiene experiencia y sobre telemedicina.

“Francia aportará su experiencia en la organización del sistema de cuidados y de tratamientos”, añadió Marisol Touraine, quien la víspera visitó las instalaciones, en Lyon, de la fábrica de Sanofi Pasteur con su homóloga mexicana.

Touraine consideró que “la cooperación es rica y sólida entre ambos países y que desde 2012, particularmente en los 12 últimos meses, conoció un impulso nuevo”.

Durante el foro, en el que participaron alrededor de 80 especialistas, la secretaria de Salud de México también firmó un memorándum de convenio entre el Instituto Pasteur y las instituciones de México.

El documento sirve para sentar bases de cooperación para actividades en salud pública sobre enfermedades transmisibles y no transmisibles y medicina genómica, entre otras especialidades.

Por otro lado, un representante de la Agencia Mexicana de Medicamentos, Miguel Arreola, firmó otro convenio con representantes de su homóloga francesa.

Arreola destacó la importancia de realizar estos acuerdos porque “Francia es el principal exportador de vacunas a escala mundial y con este acuerdo nos acercamos a un proceso mucho más ágil para probar éstas”, y también para que bajen los precios de los medicamentos, entre otras ventajas.

Intestino irritable, por ansiedad

Los estilos de vida de apego ansioso tienen una influencia negativa indirecta en la gravedad del síndrome de intestino irritable (SII), según un estudio que realizó un grupo de médicos en el que participó la UNAM.

Este síndrome es la primera causa de consulta al gastroenterólogo; por ello, especialistas realizaron un estudio transcultural para determinar los factores psicológicos que influyen en dicho mal.

Al analizar el papel que juegan estos factores, los expertos llegaron a la conclusión de que los estilos de apego ansioso y de evitación tienen una influencia negativa indirecta en la gravedad de ese padecimiento.

De acuerdo con un comunicado de la UNAM, esta enfermedad es el trastorno funcional digestivo más frecuente, pues se calcula que entre cuatro y 20 por ciento de la población mundial lo padece, así como 16 de cada 100 mexicanos.

Se le clasifica entre los trastornos funcionales digestivos porque no tiene una base estructural u orgánica. Además, se manifiesta por la presencia de dolor o malestar en el vientre, cuya sensación más reconocida es la distensión del abdomen asociada a cambios en el hábito intestinal como estreñimiento, diarrea o ambos.