Mexicanos, los que más beben de América: OMS

La Organización Mundial de la Salud detalla las características del problema en el informe “Los traumatismos relacionados con el alcohol en México”.

México/Tokio

La Organización Mundial de la Salud (OMS) alertó que México es la nación de América con los niveles más altos y peligrosos de  consumo de alcohol por persona, con 32 litros anuales de ingesta etílica pura en el caso de los hombres y de 18 litros entre las mujeres, es decir que este problema casi se duplicó con respecto a una década anterior.

En un resumen informativo liberado recientemente del informe de la OMS “Los traumatismos relacionados con el alcohol en México”, se detalla que el país “aparece en el mapa de América como una de las naciones más peligrosas por su patrón de consumo de productos etílicos que tienen una estrecha relación con accidentes, hechos de violencia y muertes”.

Aunque 52 por ciento de los hombres y 82 por ciento de las mujeres no toma bebidas alcohólicas, el informe dirigido por los especialistas Cheryl J. Cherpitel, Guilherme Borges, Norman Giesbrecht, Maristela Monteiro y Tim Stockwell advierte que el problema en México es que se da un consumo muy nocivo de bebidas embriagantes porque “cuando beben lo hacen de manera más intensa”.

Por ello “el patrón de consumo en México lo sitúa entre los más peligrosos de la región. Esta puntuación se debe en parte a los episodios de consumo intenso, que presentan una relación causal con las lesiones traumáticas”, detalla el informe basado en cifras oficiales que corresponden a los años 2010 y 2011.

Inclusive “el consumo per cápita promedio es superior al promedio mundial”. Y esto se ha convertido en una de las principales causas de muerte, de discapacidad y de desarrollo de enfermedades.

Factor de riesgo

“El consumo de alcohol fue el principal factor de riesgo de padecer enfermedades en las personas de 15 a 49 años de edad en México y contribuyó en 13 por ciento de las defunciones y la discapacidad en la población”, afirma la OMS.

Además, el documento establece que el alcohol fue factor de riesgo en 78 por ciento de los casos de muerte y discapacidad asociados con lesiones traumáticas y estuvo presente en la mitad de todas las lesiones por violencia.

Según el análisis, la sumatoria de los trastornos provocados por el consumo de alcohol representa una reducción de “310 mil 684 años de vida perdidos en México”.

Los especialistas destacaron que “pese a que en México se han ejecutado algunas políticas efectivas”, como “los impuestos especiales al consumo de bebidas, restricciones parciales a la comercialización (horarios de venta) y pruebas de alcoholemia aleatorias, aún se requieren esfuerzos que disminuyan la disponibilidad del alcohol y refuercen la aplicación de las políticas existentes”.

Claves

Mal crónico

- Según estadísticas del Conadic, en México 77 por ciento de los que consumen bebidas embriagantes en exceso lo hacen durante las reuniones de trabajo.

- Una encuesta dada a conocer este año por Alcohólicos Anónimos reveló que hay más de 35 millones personas en México que beben en exceso.

- De acuerdo con dicha encuesta, 9 millones de mexicanos están en la etapa crónica de la enfermedad y cada año se suman a las filas del alcoholismo 1.7 millones de mexicanos.

Japón demanda a Novartis

El Ministerio de Salud japonés demandará a la filial nipona del gigante farmacéutico suizo Novartis, al que acusa de haber manipulado datos médicos, afirmó este miércoles un diario del país asiático.

La sociedad Novartis Pharma está siendo investigada después de que dos universidades japonesas revelaran, meses atrás, que sospechaban sobre la manipulación de la información con la finalidad de exagerar la eficacia de un medicamento utilizado contra la hipertensión, el Diovan.

Un empleado de Novartis, quien luego dejó la empresa, participó en una investigación universitaria sobre este medicamento escondiendo su condición. Éste habría manipulado las estadísticas, un incidente que el ministro de Salud, Norihisa Tamura, juzgó como “muy lamentable”.

Su ministerio decidió demandar a la filial japonesa del laboratorio y a varias personas implicadas en este asunto, según el diario Yomiuri Shimbun.

Un responsable del Ministerio de Salud explicó que presentar una demanda constituye “una opción”. Según la ley japonesa, quien sea declarado culpable de exagerar las virtudes de un medicamento se expone a una pena de dos años de prisión y 2 millones de yenes (alrededor de 2.5 millones de pesos) de multa.

 


[Dé clic sobre la imagen para ampliar]