Mexicano fabrica drones de madera más potentes

Pueden realizar diversas tareas como ayudar en zonas de difícil acceso a causa de terremotos, incendios o accidentes vehiculares.
Pedro Matabuena es egresado de la Universidad del Valle de México.
Pedro Matabuena es egresado de la Universidad del Valle de México. (Especial)

México

Un mexicano logró fabricar drones de madera los cuales, a diferencia de los demás, tienen mayor potencia y velocidad, además pueden cumplir labores de rescate en zonas de difícil acceso o cargar con herramienta que ayude a las personas a salir del lugar siniestrado.

Pedro Matabuena, egresado de la Universidad del Valle de México Campus San Ángel de la carrera de ingeniería en computación, se ha dado a la tarea de construir drones, los cuales fabrica con madera y miden entre 40 y 50 centímetros; estos tienen un peso que va de uno a dos kilogramos. Los drones aéreos pueden ser vehículos de tipo multicóptero que van de tres a ocho motores, pero también hay aviones, se informó en un comunicado.

Señalaron que estos aparatos podrían ser de gran utilidad en la Ciudad de México para la solución de diversos problemas debido a que el “DF se encuentra en una zona sísmica, enfrenta a diario problemas de tránsito, asaltos, incendios”, entre otros.

Se detalló que dichos aparatos pueden tener adaptaciones como cámara  de video convencional, infrarroja o un sensor de temperatura. También cuenta con la capacidad de lanzar paquetes que se puedan soltar en el aire; desde una botella con agua hasta un extinguidor, una cuerda, o herramienta que ayude a personas atrapadas para que puedan salir de lugares siniestrados. Además fabricarlos con madera los hace más maleables.

“Si bien es cierto que hay drones que ya se han presentado en diferentes partes de la  República mexicana, la mayoría de ellos se usan con fines de apoyo a la sociedad, los que fabrica Pedro Matabuena utilizan equipos profesionales para el aeromodelismo donde no existen limitantes, no están orientados a un sector comercial, los equipos que se encuentran en el mercado tienen la limitante de distancia, peso y potencia”, se señaló en el comunicado.

“Los drones que yo fabrico tienen alcances mucho mayores, más potencia, distancia y velocidad entre otras características; por supuesto que tienen aplicabilidad en el DF, por ejemplo, hablando del tema de seguridad, un delincuente se brinca una barda, quizá la policía no puede entrar a la zona, primero porque corre riesgo el policía. El dron aéreo puede sobrevolar la zona, ubicar al delincuente y filtra la información a las autoridades para su posible captura”, explicó Pedro Matabuena.

Los drones pueden llegar a salvar,  “una vida depende del tiempo, el éste es el peor enemigo para la vida misma. Si un autobús se fue a un barranco, el dron puede darle a los  cuerpos de rescate la perspectiva de saber exactamente a dónde pueden tirar un rapel para que bajen los paramédicos, y no al momento de que estén descendiendo se encuentren que hay una brecha o un acantilado que ocasione cambios de la logística, aquí se perdió tiempo y quizá una vida humana”, señaló como un ejemplo de las diversas tareas que puede hacer.