Leonardo, Rafael y Caravaggio se reúnen en el Cenart

Desde el próximo jueves 15 y hasta abril, se mostrarán reproducciones digitalizadas y certificadas de 57 obras de estos maestros del Renacimiento.
'La última cena', de Da Vinci; 'La Escuela de Atenas', de Sanzio y 'San Jerónimo', de Merisi.
'La última cena', de Da Vinci; 'La Escuela de Atenas', de Sanzio y 'San Jerónimo', de Merisi. (Especial)

México

Leonardo da Vinci y Rafael Sanzio llegaron a compartir años creativos a finales del siglo XV y principios del XVI, e incluso a luchar por el apoyo de los mecenas. Michelangelo Merisi de Caravaggio pertenece a una generación posterior, si bien los tres fueron parte fundamental del Renacimiento italiano, aunque el último es ya considerado por los especialistas más como barroco.

Sus obras están representadas en diferentes museos del mundo, aunque también forman parte emblemática de monumentos arquitectónicos, en especial italianos, por lo que asomarse a sus creaciones resulta bastante complicado. De lo anterior deriva el nombre de un proyecto museográfico que ya se ha presentado en diversos recintos del mundo: Leonardo, Rafael, Caravaggio: una muestra imposible, que llega a México para exponerse en diversos espacios del Centro Nacional de las Artes (Cenart).

Se trata de una exposición integrada por reprografías de 57 pinturas y frescos de estos tres grandes artistas, reproducidos rigurosamente en escala 1:1 y en alta resolución, a partir de un proyecto impulsado por Radiotelevisione Italiana (Rai), con el alto patrocinio del Presidente de la República Italiana.

Proyecto ideado y dirigido por Renato Parascandolo, la primera exposición fue toda la obra de Caravaggio, una muestra imposible, presentada en Nápoles, en 2003, y que ya ha recorrido diversos recintos italianos y de Estados Unidos, cuya trascendencia radica en un hecho que le da nombre: las dificultades de reunir en un mismo espacio obra de artistas que adornan las paredes de museos, iglesias y colecciones privadas localizadas en diversos países del orbe.

La exposición permitirá al espectador apreciar en estas obras detalles imperceptibles a simple vista, debido a la alta tecnología con que fueron elaboradas. En paralelo habrá un programa de actividades académicas y artísticas, como un ciclo de cine, conferencias y visitas guiadas para niños, entre otras.

Impensable

En colaboración con el Instituto Italiano de Cultura, Leonardo, Rafael, Caravaggio: una muestra imposible, que se exhibirá a partir del 15 de enero, es presentada por el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta), a través del Cenart.

La exposición parte del hecho de que resultaría impensable reunir en un solo lugar las pinturas de artistas como Merisi de Caravaggio, Leonardo da Vinci y Rafael Sanzio. De ahí uno de los objetivos del creador del proyecto, Renato Parascandolo, con la dirección científica de Ferdinando Bologna, porque a través de ella no solo se logra acceder a piezas que llevaría meses, si no es que años, apreciar en directo.

Para desarrollar el proyecto, las reproducciones son "certificadas": historiadores y especialistas, tanto de Italia como de otras partes del mundo, se encargan de aprobar la fidelidad de cada una de las obras digitalizadas.

Al mismo tiempo se trata de aprovechar las herramientas de las nuevas tecnologías para lograr detalles imperceptibles a simple vista, para lo cual se usaron cámaras fotográficas de alta definición. Incluso el subtítulo del proyecto refleja mucho del esfuerzo coordinado por Renato Parascandolo: "La obra de arte en la época de la reproducción digital".

La muestra será acompañada de un programa de actividades paralelas concebido con el propósito de que el público que asista a la "muestra imposible" comprenda el contexto histórico que rodeó a los artistas que crearon estas obras en la época del Renacimiento.

La gran exposición será presentada en cuatro de las galerías del Cenart: la Central, la Juan Soriano, la Arte Binario y la Espacio Alternativo, a partir del próximo jueves 15 de enero y hasta abril próximo.

Las posibilidades de lo virtual

Cuando Renato Parascandolo comenzó a desarrollar el proyecto de las "muestras imposibles", se hizo bajo la perspectiva de que, a menudo, las obras digitalizadas o los recorridos virtuales se convierten en la única solución viable para presentar la obra completa de un artista.

Para ello, la reproducción se hace a partir de herramientas de muy alta resolución, calibrada en los valores del brillo y el aspecto cromático, transferida a un soporte de apoyo, del mismo tamaño que el original.

Las exposiciones imposibles incluyen un conjunto de módulos de fácil montaje: en primer lugar, propios paneles explicativos de las reproducciones; un sitio de internet especialmente preparado (moderna versión de los catálogos tradicionales) donde se puede leer, ver y escuchar muchas ideas, así como un conjunto de apoyos audiovisuales en los que colaboraron críticos e historiadores del arte.

Las muestras imposibles han sido vistas por más de 800 mil personas en los diferentes lugares donde se han presentado.

Radiotelevisione Italiana posee alrededor de 14 mil reproducciones de alta definición de obras de arte de diferentes museos de Italia.