Festeja tres años de éxitos el Teatro del Bicentenario

El 2013 estuvo lleno de éxitos y los organizadores planean ya varios proyectos para que en el 2014 se superen las expectativas.
Alonso Escalante Mendiola dijo que presentan las obras que todo mundo debería de ver que son el patrimonio artístico de la humanidad.
Alonso Escalante Mendiola dijo que presentan las obras que todo mundo debería de ver que son el patrimonio artístico de la humanidad. (Archivo)

León, Gto.

Hace tres años que el Teatro del Bicentenario abrió por primera vez sus puertas, con la firme convicción de ofrecer al público espectáculos de la más alta calidad.

Hoy, poco más de mil días después, su magia ha tocado a miles de leoneses, los ha conmovido y maravillado con todo lo que ha ocurrido en su interior.
La actual administración del Gobierno del Estado, se ha mostrado sensible con las necesidades culturales de la sociedad, y ha demostrado que busca incorporar el arte a la vida de los guanajuatenses, lo que se refleja en un año más de vida y éxito de este hermoso recinto.

INNOVACIÓN Y TRADICIÓN

El Teatro del Bicentenario busca siempre una programación que pueda resultar atractiva y formativa para el público, sin perder de vista los propósitos de todo teatro para el desarrollo de las artes escénicas.

Su director, Alonso Escalante Mendiola, lo describe así:

“En el Teatro presentamos las obras que todo mundo debería ver, las que son patrimonio artístico de la humanidad, me refiero al Lago de los

Cisnes, la ópera Rigoletto, El Cascanueces, la Novena Sinfonía de Beethoven…”

Alonso reconoce que también se abre espacio para las obras que van hacia la vanguardia, haciendo posible el acercamiento del público a las nuevas expresiones.

Esta apertura hace posible que los creadores cuenten con espacios de expresión, por lo que el desarrollo evolutivo de nuevos discursos creativos, cada vez tiene mayor aceptación en la sociedad.

A su vez, la incorporación de la cultura y el arte como hábitos de la sociedad hace que éste sea un sector cada vez más fuerte.

Asegura Alonso que la calidad de los espectáculos presentados en el teatro es una prioridad, como lo es lograr que la sociedad leonesa sienta suyo este lugar en el que ocurren historias muchas veces fuera de nuestra imaginación.

EVOLUCIÓN O INVOLUCIÓN

Además de la calidad, se busca acercar al público con los artistas, a través de distintas maneras.

Este es un teatro que organiza charlas en lugar de ruedas de prensa, visitas guiadas para grupos escolares y no sólo un evento para niños, que rifa pases en redes sociales con preguntas sencillas en lugar de complicadas trivias.

Mediante charlas se abre la identidad de los artistas y del proceso creativo, incluso el proceso operativo de las obras, y el público puede penetrar en la vida secreta y privada de los artistas.

Esto sin duda genera otras perspectivas y profundiza en el quehacer artístico de una forma más cercana y para disfrutar del arte.

“Cuando ves en el escenario un artista con el que acabas de charlar hace dos días, lo percibes de manera distinta, te das cuenta que es una persona como los demás, vulnerable, que está haciendo una cosa dificilísima para la que tuvo que prepararse, o que pudo haberse levantado con gripa, como cualquiera”, comenta Alonso.

Esta es una forma muy importante de seguir acercándose al público, al igual que los ensayos abiertos o las clases abiertas que sostiene el teatro para públicos específicos, como estudiantes de ciertas disciplinas, dice.

El teatro también ofrece visitas guiadas para escuelas, incluso para visitantes extranjeros, con la finalidad de que puedan apreciar todas las virtudes del recinto.

Las visitas son tema de especialistas como arquitectos o personas que se dedican a estudiar artes escénicas con diferentes finalidades.

Las visitas son de grupos de cualquier edad, pues hay una ruta que muestra áreas seguras. Hay otras áreas que no es posible visitar.

Durante 2014, el Teatro del Bicentenario acentuará precisamente el acercamiento con el público infantil, con actividades desarrolladas en las escuelas y no sólo en el teatro.

“No necesariamente tendrá que haber un espectáculo para que puedan venir al teatro; vamos a hacer invitaciones expresas para que puedan venir y oír la historia de un lugar como éste, en el que ocurren cosas, y despertar así la apetencia de lo que nos han platicado”, comenta Alonso, quien busca que los niños se pregunten “¿Qué pasa adentro del teatro?”.

El teatro busca la constante evolución y el crecimiento, pues, asegura Alonso, “los teatros de verdad nunca dejan de crecer”.

EN FORMACIÓN

“Que sea éste un teatro de puertas abiertas, como lo ha sido estos tres años”, asegura su director.  Y es que el Teatro del Bicentenario no sólo suma esfuerzos para presentar obras de calidad, sino que abre posibilidades para nuevos artistas.  

Esto no significa nada más la presentación de nuevas obras; también representa oportunidades para nuevos artistas.

Prueba de esta apertura es la conformación, mediante convocatoria abierta en todo el Estado, del Coro del Teatro del Bicentenario, que conjuntó talento local y regional.

Esta convocatoria tuvo una grata respuesta, pues incluso personas de otros estados asistieron a la audición, aunque finalmente se eligieron a unas 50 personas.

El  coro ha participado ya en varias producciones, como las óperas Madame Butterfly en abril y Rigoletto en agosto.

En el coro, existen dos apartados de cantantes, unos con mayor preparación, quienes han participado en las producciones operísticas, y uno en formación vocal.

De igual manera, para la presentación de El Cascanueces, a realizarse 13, 14 y 15 de diciembre, se realizó una convocatoria en las escuelas locales de ballet, para seleccionar a las pequeñitas que participarán en esta obra clásica.

Alonso Escalante reconoce también el esfuerzo de los padres de los niños que han participado en producciones del teatro, pues gracias a su compromiso, el arte ha podido tocar a los pequeños.

PARA CELEBRAR

Además de las luces especiales para iluminar el recinto, ayer el Teatro del Bicentenario presentó un concierto magno, digno de celebración.

El Oratorio de Navidad, de Camille Saint-Säens, con algunas de las obras más celebradas de la tradición navideña universal.

La música de este concierto fue sublime y acorde con las próximas fechas de celebración y redención.

Este concierto ha sido de los más relevantes del programa general del teatro y precisamente por la temporada navideña, su aniversario se va convirtiendo en una tradición con la selección especial de obras para celebrarlo.

En la primera parte, se interpretó el Concerto Grosso, Fatto per la Notte di Natale (Hecho para la Noche de Navidad), de Argangelo Corelli.

El programa incluyó, el elogiado Oratorio de Noël, de Camille Sait-Saëns, que contiene una de las intervenciones corales más bellas de la música navideña.

Este concierto contó con la participación de algunos de los solistas más importantes de la escena nacional, como la soprano Violeta Dávalos, la mezzosopranos Grace Echauri y Rosa Muñoz, el tenor Xavier Cortés y el barítono Carlos Heredia. Participaron la Camerata del Bajío, el Coro Gradus ad Parnasum y fue dirigido por Christian Góhmer, uno de los jóvenes directores mexicanos más interesantes  del momento.

UN AÑO MÁS DE ARTE

Durante el último año, el Teatro del Bicentenario ha realizado 78 presentaciones de distintos géneros escénicos: Teatro, música, danza, artes circenses, teatro para niños, ballet y por supuesto ópera, que es el género para el que fue creado.

El deleite de la ópera de este año inició en abril con Madame Butterfly, continuó con Rigoletto en agosto y se prolongó con La Cenicienta, a finales de septiembre.

En las tres producciones, el público ha respondido con aplausos de pie, ovaciones e incluso lágrimas, y ha movido las fibras humanas más sensibles con la interpretación de los cantantes de ópera.

Hasta la semana pasada, el Teatro había recibido a más de 50 mil asistentes, no sólo de León, sino de varios estados de México; incluso extranjeros que exclusivamente llegan a León para asistir a la ópera que aquí se produce.

Uno de los grandes logros del 2013 fue la conformación del Coro del Teatro del Bicentenario, a través de una convocatoria especial. Este coro ya ha participado en varias producciones del teatro, lo que resalta el talento local.

En este año, el teatro ha tenido la presentación de compañías tanto nacionales como internacionales, como son: Vienna Johann Strauss Orchestra, Britten Sinfonia, Compañía XY, Coro de Oxford, Dúo Amal, Mikhail Rudy, la Compañía Nacional de Teatro, Ballet de Monterrey, la Orquesta Sinfónica de la Universidad de Guanajuato, entre otros.