Dialogan sobre el escritor ajeno a la tentación del poder

Los maestros Everardo Ramírez Puentes y Jesús Alvarado Cabral, encabezaron la charla sobre la vida de José Revueltas en la Casa de la Cultura Francisco Zarco de Lerdo.
Jornada Revueltina en la Casa de la Cultura de Lerdo.
Jornada Revueltina en la Casa de la Cultura de Lerdo. (Aldo Cháirez)

Torreón, Coahuila

En el marco de las festividades por el natalicio del escritor duranguense José Revueltas, este miércoles la Casa de la Cultura Francisco Zarco de Lerdo, se emprendió un "Diálogo sobre José Revueltas".

Con la participación de los maestros Everardo Ramírez Puentes y Jesús Alvarado Cabral, además del enriquecimiento que aportó el nutrido grupo de asistentes, la plática fluyó y permitió entrever aspectos importantes de su vida.

Se comentó que ha sido el único escritor que ha logrado conjugar su ideología política, rotunda, con un pensamiento literario, a pesar de que ambas cosas pudieran parecer ajenas.

Si bien la obra de Revueltas puede ser compleja por su misma naturaleza, puede siempre permitir entender un poco más sobre lo que acontece y lo que no debe nunca volver a pasar.

Abandonado al ostracismo debido a su crítica certera, pero feroz contra el sistema, el siglo XX fue de olvido para el escritor nacido en 1914, el 20 de noviembre.

Las lisonjas del poder en cambio, si lograron "aplacar" a otros escritores que tuvieron su cargo en el servicio diplomático y que han sido privilegiados también por el recuerdo oficial, donde incluso las comemoraciones han sido sonadas y con bombo y platillo, también en el aniversario del nacimiento por ejemplo de Octavio Paz.

Muchas veces pasó por la cárcel, desde muy joven, en las Islas Marías, inspirándose así para escribir los muros de agua, pero estos trances solo permitieron al escritor ser aún más sensible a las cosas importantes.

No fue un escritor simplemente era neutral, que desde una torre de cristal, escribe sin compromisos para si, para quien tampoco tiene interés en lo profundo.

Su producción literaria, incluye temas sobre ideología política de filiación comunista, guiones de cine, novelas, ensayos, poesía y demás, será reeditada en ocho tomos este próximo 20 de noviembre justo al aniversario cien de su natalicio.

Muy criticado por la derecha, por sus ideas y por la izquierda, por sus críticas, Revueltas transitó ese camino sin arrepentimientos.

Entre las conclusiones, se hizo patente que la obra revueltiana, es más actual que nunca en este siglo XXI que ya va algo adelantado y que la anacronía no cabe en una obra de esta índole, convertida ya en clásicos, en su magnitud de clásico que al ser leído y releído, nos dicen siempre algo sobre nosotros mismos.

Su cariño por el pueblo, su petición al mundo de no condenar a los que sufren, sino sufrir con ellos, nos caería sumamente bien en estos tiempos, donde la vida de alguien que sufre, como las prostitutas por decir algo, es algo que no le importa al sistema y ni siquiera a muchas personas, sobre todo, por que son lugares a donde probablemente no se llega por voluntad propia siempre.