El lado melancólico de Beethoven en el Isauro

Este miércoles el pianista mexicano Federico Osorio se presentó en el majestuoso Teatro en Torreón como parte del programa del décimo Festival Internacional de Piano.
El Maestro Federico Osorio se presentó en el Teatro Isauro Martínez.
El Maestro Federico Osorio se presentó en el Teatro Isauro Martínez. (Aldo Cháirez)

Torreón, Coahuila

Reconocido como uno de los mejores pianistas que existen actualmente en el panorama musical, el Maestro Federico Osorio se presentó este miércoles en el Teatro Isauro Martínez.

Su participación fue en el marco del Décimo Festival Internacional de Piano, donde ejecutó con maestría tres piezas de Beethoven.

En una noche melancólica, se atendieron las tonalidades de las piezas elegidas por el Maestro Osorio para su presentación.

El ganador de la Medalla de Bellas Artes en el año 2012, abrió escena con la interpretación de Claro de Luna, Sonata No. 14 Op. 27 No. 2 en Do sostenido menor.

Sentimientos de ansiedad, angustia y dolor profundo en el alma, desesperación, depresión, sentimientos sombríos, miedos, indecisiones, escalofríos, son los que representan para los músicos las piezas tocadas en Do sostenido menor.

Las evocadoras notas, inundaron al Isauro Martínez, en sus tres movimientos: Adagio sostenuto, Allegretto, y Presto. Cada una de estas tonalidades cuenta con una "personalidad".

Posteriormente, el maestro deleitó a los asistentes con Sonata número 32 Op. 111 en Do menor, que consta de dos movimientos: Maestoso-Allegro con brio ed apassionato, y Arietta (Adagio molto, seplice e cantábile).

En el caso de Do menor, se considera como: oscuro y triste; como declaración de amor y a la vez lamento de un amor no correspondido, y anhelos y suspiros, que sin duda la concurrencia tuvo.

Las poco más de cien personas que se permitieron disfrutar de la velada en el Isauro Martínez, salieron con una sonrisa, ante la experiencia y maestría del gran músico mexicano.