En internet hay tanta información que todos nos sentimos desinformados: Ricardo Piglia

El escritor argentino es el encargado de dictar la conferencia de clausura de la Feria Internacional del Libro de Oaxaca, el próximo domingo.
Ricardo Piglia en la FILO
Ricardo Piglia en la FILO

Oaxaca

Para el escritor argentino Ricardo Piglia, las nuevas tecnologías han puesto al periodismo en una situación nueva, produce cambios de manera muy visible, "porque el acceso a la información se ha generalizado de un modo tal que ahí nos movemos un poco a ciegas".

"Por momentos hay tanta información que todos nos sentimos desinformados. Lo que valoro mucho del trabajo del periodista es la capacidad de captar la situación y la noticia en el momento en que sucede y tener la actitud de darla a conocer", destacó Piglia, quien forma parte de los escritores invitados a la Feria Internacional del Libro de Oaxaca (FILO), donde es el encargado de dictar la conferencia de clausura del encuentro editorial, el próximo domingo.

Autor de libros como Respiración artificial, Plata quemada, Blanco nocturno o El camino de Ida, la más reciente, Piglia aseguró que la lectura vive un tiempo de transformaciones, sobre todo porque hoy día podemos hacer muchas cosas al mismo tiempo: leemos o escribimos, pero a la vez tenemos el canal de deportes o de noticias en silencio, y además atendemos el teléfono.

"Trabajamos con un concepto que no es el tradicional de quien se concentra en un espacio determinado, lo que a priori no me parece mal, el problema es que ahora tenemos un campo de alternativas más amplio, de ahí la necesidad de recordar que obedecemos al ritmo que el lenguaje nos impone y tendremos siempre una cantidad de tiempo para leer ese texto que dejamos por momentos: tenemos que rescatar la lentitud, esa experiencia que supone la lectura, aunque en otros registros estemos con velocidades más rápidas", dijo.

Considerado como una de las voces más lúcidas de la actual literatura hispanoamericana, Piglia recuperó en su más reciente novela a uno de sus personajes habituales, Emilio Renzi, para contar una historia que tiene distintos elementos del género policial, pero como un pretexto para ofrecer un recorrido autobiográfico y, al mismo tiempo, un retrato de la sociedad estadounidense contemporánea.

"Se trata de una novela autobiográfica, muy basada en acontecimientos de mi propia experiencia, en la que hay un bajo fondo para narrar la violencia, lo que siempre es muy difícil", destacó Ricardo Piglia, quien se dijo privilegiado de ser un escritor con tantos lectores, porque "hay muchos escritores con calidad que no llegan a alcanzar cierto reconocimiento", dijo.