Más que “La pregunta de sus ojos”, la obra de Sacheri

Los libros de Eduardo Sacheri, ganador del Premio Alfaguara de Novela 2016, mezclan con el género policiaco temas como el futbol, la política y la corrupción.
Eduardo Sacheri presentando "Papeles en el viento" en el Tec de Monterrey
Eduardo Sacheri presentando "Papeles en el viento" en el Tec de Monterrey (Wikipedia)

Ciudad de México

Eduardo Sacheri es un apasionado del futbol, de las historias que le ocurren a la gente común y entiende cómo la represión y la política pueden cambiar el rumbo de una familia o de todo un pueblo.

Más allá de “La pregunta de sus ojos”, su novela más famosa, y “La noche de la usina”, su obra más reciente y ganadora del Premio de Novela Alfaguara 2016, Sacheri es uno de los escritores argentinos más productivos de los últimos años. Éstas son sus publicaciones hasta la fecha.

Esperándolo a Tito y otros cuentos de fútbol, 2000


Esta recopilación de cuentos “futboleros” le ganó el reconocimiento y cariño del público, sobre todo de los amantes de dicho deporte.

En cada texto, Sacheri logra involucrar al lector emocionalmente a través de la narración de experiencias de la infancia, partidos entre amigos y disputas que van más allá de un simple marcador.

Te conozco Mendizábal y otros cuentos, 2001


A diferencia de “Esperándolo a Tito…”, esta segunda entrega de historias cortas recopila cuentos de hombres y mujeres que dejan entrever sus fracasos, dolores y alegrías.

Fue con este libro que Sacheri logró demostrar la maestría que tiene para entretejer narrativas y descripciones que acercan al lector a los personajes y a la historia.

Lo raro empezó después y otros cuentos, 2003


Como predicción de lo que vendría para su trabajo, Sacheri combina en esta antología de cuentos historias de futbol, de amistad y camaradería, como lo hiciera en su primer libro, pero también de fracasos y angustias, como lo hizo en “Te conozco Mendizábal”.

La pregunta de sus ojos, 2005 (reeditado como El secreto de sus ojos)


La historia inspiró la película de Juan José Campanella, titulada "El secreto de sus ojos", donde narra cómo Benjamín Chaparro, un policía jubilado, busca la verdad detrás de un homicidio que no pudo resolver en su juventud. Sin duda uno de los trabajos más reconocidos del argentino fue esta novela que adaptó al cine en 2009 junto a Campanella, también director de la cinta que resultó premiada con el Oscar a la Mejor Película Extranjera. 

La novela policiaca recrea el ambiente de la argentina de los años setenta y ochenta, sus problemas sociales y políticos.

Un viejo que se pone de pie y otros cuentos, 2007


Sacheri regresó al género del cuento dos años después, nuevamente con una de sus grandes pasiones, el futbol y la infancia, para explorar la nostalgia, la lealtad y el romanticismo de unos personajes con los que el lector bien podría sentirse identificado.

Aráoz y la verdad, 2008


Su segunda novela toma como pretexto el futbol para entrelazar el presente y el pasado de Aráoz, quien está en busca de la verdad y de aprender a aceptar la derrota como algo natural. 

Los dueños del mundo, 2012


"Este libro habla de mi vida y de la vida de mis amigos, cuando éramos chicos y vivíamos en Castelar, en los años que siguieron al Mundial de Fútbol de 1978", describe el autor en el prólogo de su obra.

El libro contiene una serie de cuentos donde narra las memorias de su infancia, el mundo de la Argentina de los años ochenta, su pasión por el futbol, sus travesuras y los personajes que lo vieron crecer.

Papeles en el viento, 2012


Sacheri sigue con el tema del futbol y crea nuevos personajes entrañables. Tres amigos deben asegurarle un futuro a la pequeña hija huérfana del Mono, inseparable compañero desde la infancia. Pero el padre no dejó nada, invirtió todo su dinero en un jugador de futbol que se quedó en promesa. Fernando, Ruso y Mauricio buscarán a como dé lugar cumplir su objetivo valiéndose del ingenio.

La vida que pensamos, 2014


Esta nueva colección de cuentos de futbol de Sacheri gira alrededor de personajes comunes y corrientes, como él mismo. El argentino asegura que en las existencias anónimas y ordinarias, el “deporte más hermosos del mundo” es una constante, porque se juega desde chico, porque el amor a la camiseta es incomparable. “El fútbol, como parte de esa vida que tenemos, es una puerta de entrada a esos mundos íntimos en los que se juegan asuntos mucho más definitivos.” 

Ser feliz era esto, 2014


Lucas es un hombre introvertido y pasivo, que deberá cambiar toda su vida ante la irrupción de Sofía, la hija de 14 años que nunca supo que nació. Padre e hija pasarán de ser dos extraños con sus propios dolores, a un par de solitarios que se acompañan en sus afinidades y cariños descubiertos.

Las llaves del reino, 2015


El futbol como pretexto para narrar la emoción de la experiencia humana se vuelve a hacer presente en esta colección de cuentos del año pasado. Se trata de los textos publicados en la revista deportiva “El Gráfico”, en los que el autor cuenta historias alrededor del juego desde las canchas más remotas hasta el centro de las ciudades, con buen humor y empatía.