Comienza proyecto para difundir música mexicana

La antología de 25 discos será editada por el sello europeo Sterling; el primer volumen es un cd dedicado al compositor Manuel M. Ponce.
El pianista mexicano considera que “Ponce es único”.
El pianista mexicano considera que “Ponce es único”. (Especial)

México

Hoy a las 12 horas, en el Salón de Recepciones del Museo Nacional de Arte, se escucharán algunas de las obras de la Antología de música mexicana para piano y orquesta, volumen 1, dedicado a Manuel M. Ponce. Es el primero de 25 discos con los que Rodolfo Ritter difundirá nuestra música más allá de las fronteras, pues fue editado por el sello sueco-alemán Sterling.

El pianista dice en entrevista con MILENIO que ya están en preparación los volúmenes segundo y tercero de esta serie. “El que sigue, dedicado a Ricardo Castro, incluye el Concierto para chelo y orquesta y Oithona, poema sinfónico. Esperamos que salga a principios de octubre. El proyecto está a cargo de Novo Forte Cultura con la colaboración de la Orquesta Sinfónica de San Luis Potosí (Osslp), dirigida por José Miramontes Zapata”.

Es un proyecto de rescate que inició hace dos años y medio, cuando la compañía Sterling escuchó grabaciones de Ritter y de la Osslp, afirma el pianista. “Esta compañía se dedica a descubrimientos mundiales y ha editado discos de compositores alemanes, suecos, escandinavos, rusos y de otras nacionalidades. Al dueño, Bo Hyttner, le fascinó la obra de Ponce, específicamente el Concierto para piano no. 1, que abrió las puertas para colaborar con su sello discográfico”.

Según Ritter, es “la primera antología de música mexicana que saldrá en el extranjero, pues ellos venden en Europa, Japón, Estados Unidos y otros países. Eso es importante, porque los rescates de obra de autores nacionales siempre se quedan en México y, al día siguiente, como buenos mexicanos, se nos olvidan o bien se quedan en un ámbito muy local”.

¿Cómo definirías la importancia de Ponce?

El primer compositor de la historia mexicana es Ricardo Castro, pero Manuel M. Ponce es quien logra una conciencia de lo propio y lo traduce a la música. La mayor parte de la gente piensa en el nacionalismo con gente como Chávez o Revueltas, pero Ponce fue el primero. Además llevó la música a una consecuencia evolutiva de una manera orgánica: desde el romanticismo de salón, que estaba tan anclado en México, hasta el impresionismo y el modernismo. En ese sentido, Ponce es único.

¿Qué incluirá la serie?

Empezamos con esta antología de Ponce e incluye el estreno discográfico de su Concierto para piano no. 2, pero también el primero, así como el poema sinfónico Ferial. El segundo disco será el de Castro y el tercero, obras de José F. Vázquez. La antología busca subsanar ese hueco que hay entre Ponce y Carlos Chávez, con compositores como José Pomar, José Rolón y Arnulfo Miramontes, a quien dedicaremos el cuarto volumen. El 22 y 24 de agosto grabaremos los conciertos de piano de Gonzalo Curiel, a quien se conoce como compositor de música popular, pero es como un Gershwin mexicano.

¿No incluirán solo obras para piano…?

No, también habrá conciertos sinfónicos de violín, chelo y otros instrumentos, sinfonías y otras obras. Será una colección única en México. Este primer volumen es para piano, pero el segundo ya incluye un concierto para chelo y el tercero poemas sinfónicos, etcétera.

¿Serán solo autores mexicanos?

Fundamentalmente, pero la Osslp se suma al rescate de autores extranjeros.
Acaba de hacer un programa con música de Woldemar Bargiel, medio hermano de Clara Schumann, quien fundamentalmente fue maestro, pero también dejó una obra sinfónica importante. Grabamos el concierto y será editado por Sterling.

¿Qué puede decir de la Osslp?

Está muy involucrada. Con 14 años, es una orquesta joven, lo que le da muchas ventajas. La sección de cuerdas tiene una gran tradición
de hacer música de cámara y sigue la escuela de San Petersburgo, pero con un sonido propio.