Colegio Nacional comparte conocimiento con la sociedad

El historiador Miguel León-Portilla y el lingüista Luis Fernando Lara invitaron al público en general a asistir a las conferencias que se imparten en la institución.
El Colegio Nacional es un cuerpo colegiado de especialistas abiertos a la docencia y a la investigación.
El Colegio Nacional es un cuerpo colegiado de especialistas abiertos a la docencia y a la investigación. (Cortesía Conaculta)

México

El historiador Miguel León-Portilla y el lingüista Luis Fernando Lara hicieron un llamado a la sociedad, especialmente a aquellas personas que gustan del saber, a acercarse al Colegio Nacional, institución que desde su fundación en 1943 ha buscado compartir el conocimiento.

León-Portilla, quien es miembro desde 1971, advirtió que a diferencia de El Colegio de México, que tiene un carácter académico, el Colegio Nacional es un cuerpo colegiado de especialistas abiertos a la docencia y a la investigación, que buscan hacerse del conocimiento de cuantos quieran, y que procura servir a quienes se acercan a él".

En declaraciones al Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta), el también antropólogo recordó que esta institución reúne a destacados especialistas, desde matemáticos, astrónomos, poetas y escritores, hasta historiadores, antropólogos y juristas, quienes tienen la capacidad docente para transmitir el saber que dará libertad en la vida.

"Lo más importantes es que sus miembros transmitan sus conocimientos a quienes quieran acercarse a ellos. ¿Cómo lo van a hacer?, a través de sus ciclos de conferencias abiertas al público, tanto en su sede en la ciudad de México como en otras universidades e instituciones culturales en los principales estados del país", explicó.

Por ello, León-Portilla exhortó al público a conocer la oferta del Colegio Nacional, que en 2013 celebró su 70 aniversario, "no estamos en una torre de marfil, invito a la gente a procurar enterarse de los actos, actividades, ciclos de conferencias, lecciones y congresos que en él ocurren.

"Tengan la seguridad de que tienen el derecho a sentarse ahí en el Aula Mayor, a oír, e incluso a preguntar al final de una lección. Creo que eso es una gran oportunidad maravillosa para la gente que tenga deseos de superarse y de saber".

El lingüista Luis Fernando Lara coincidió con el historiador en que el Colegio Nacional, del cual es miembro desde 2007, es un espacio abierto al saber, donde el público sólo requiere interés.

"Entrar al Colegio y oír una conferencia siempre les va a producir una mayor información, incluso les va a abrir perspectivas que probablemente antes ni siquiera se habían imaginado, por eso creo que es importante que la gente lo conozca", destacó.

Asimismo, consideró que no existe una institución igual a ésta en el mundo, pues reúne a 40 importantes voces de diversas disciplinas y tiene un carácter abierto al público, "me parece una adquisición formidable para la cultura mexicana".

Ser miembro del Colegio Nacional, aseveró, es un reto permanente, que implica estar a la altura de los demás integrantes.

"A todos los admiro y de todos algo aprendo, por ello debo tratar de ponerme a su altura, así que el reto se manifiesta en las conferencias que tengo que dar, es necesario que muestre en ellas un adecuado conocimiento de la materia", compartió.

El también miembro del Comité Científico del Centro de Investigación Iberoamericana del Instituto de Romanística de la Universidad de Leipzig expresó que espera que en un futuro el Colegio Nacional sea mejor con el apoyo de las nuevas tecnologías.

"Espero que conforme vaya aumentando el conocimiento del Colegio en la sociedad mexicana, ésta lo aprecie más", concluyó.