Ciudades, grandes temas literarios: Pérez Gay

Cal y Arena y el Gobierno del Distrito Federal publican un par de volúmenes en los que se recrea la historia de la Ciudad de México.
El escritor carga un ejemplar de "Ciudad, sueño y memoria" en el encuentro editorial bonaerense.
El escritor carga un ejemplar de "Ciudad, sueño y memoria" en el encuentro editorial bonaerense. (Antonio Nava)

Buenos Aires

Rafael Pérez Gay es un caminante de la ciudad y, al mismo tiempo, un interesado en contarla no solo a través de su presente, sino también de su pasado; no solo desde su realidad cotidiana, sino desde la literaria, convencido de que “las ciudades se han convertido en uno de los grandes temas de los escritores”.

“Si tratamos de revisar Buenos Aires a través de la obra de Jorge Luis Borges o de Adolfo Bioy Casares, te llevarías un buen rato; del mismo modo, si revisamos a la Ciudad de México en la obra de Paz, en la de José Emilio Pacheco o en la de Carlos Fuentes”, dijo el escritor.

Con esos referentes, el colaborador de MILENIO presentó Cultura y literatura en el Centro Histórico de la Ciudad de México Ciudad, sueño y memoria, libros coeditados por Ediciones Cal y Arena y el Gobierno de la Ciudad de México, ambas escritas en colaboración con Héctor de Mauleón y con la participación de Alejandro Rosas; en el caso del primer título, con la colaboración en la parte visual de Carlos Villasana.

“Llevar a la ciudad a otros mundos pareciera llevar el infierno a otros mundos. Pero también la Ciudad de México trae consigo una historia, un peso específico muy fuerte, que tiene que ver con historia, con tradición, con riqueza cultural; el que estemos aquí, en Buenos Aires, me parece un logro y un asunto que tiene que ver con que la memoria puede llevarse a otros mundos”, destacó Pérez Gay durante la presentación de los volúmenes en el marco de la Feria Internacional del Libro de Buenos Aires.

“La idea de los libros tiene que ver con un epígrafe de Octavio Paz que acompaña a Ciudad, sueño y memoria: ‘Novedad de hoy y ruina de pasado mañana, enterrada y resucitada cada día, convivida en calles, plazas, autobuses, taxis, cines, teatros, hoteles, palomares, catacumbas. La ciudad enorme que cabe en un cuarto de tres metros inacabable como una galaxia’. Eso es lo que buscamos con ambos libros”.

Para Pérez Gay, la literatura siempre tiene la ventaja de estar más allá de la presencia de una ciudad; de ahí la importancia de mostrar ambos libros en Buenos Aires, porque, más allá de intentar reflejar a toda una urbe, se trataba de mostrar “una parte de la memoria de la Ciudad de México”.

Memoria

Ciudad, sueño y memoria es un volumen que apuesta por convertirse en una guía cultural e histórica de la Ciudad de México, la cual puede leerse como una herramienta fundamental para aquellos interesados en viajar por las diferentes concepciones que se han tenido de la capital mexicana a lo largo de su historia.

Es un recorrido por más de 40 lugares y personajes clave de la capital mexicana, en el que se da cuenta de lo que ha ocurrido en sus calles, pero en especial de los personajes que la han habitado, con énfasis en algunos elementos que reflejan la riqueza arquitectónica de sus edificios.

Cultura y literatura en el Centro de la Ciudad de México es una especie de complemento, pero a través de una mirada un tanto más literaria: los lugares que visitaban, las calles que caminaban, los escenarios que más disfrutaban algunos de los personajes fundadores de la cultura nacional.

Según Eduardo Vázquez Martín, secretario de Cultura de la Ciudad de México: “Los dos libros tienen una vocación transparente y veloz hacia lo que queremos contar, que es nuestra ciudad.

“No se trata ni de adornarla, ni de disimularla. La ciudad como es: con una profunda historia, llena de narrativas que se pueden contar. Una ciudad gozosa en su memoria”.

Hombres buenos

El viernes pasado Arturo Pérez Reverte presentó su libro Hombres buenos (Alfaguara, 2015), en el que narra la aventura del bibliotecario Hermógenes Molina y el almirante Pedro Zárate, quienes recibieron el encargo de viajar a París para conseguir de forma casi clandestina los 28 volúmenes de la Encyclopédie de D’Alembert y Diderot, prohibida en España.

El escritor español habló sobre libros y amistades, “amigos que lo son no necesariamente por ser escritor. Palabras como amistad son fundamentales, es necesaria, por eso desde niño quería tener amigos, leales, que no te fallan, mueren contigo si hace falta. O viven contigo si hay que vivir.

“Al final uno debiera buscar la dignidad y la honradez como virtudes, porque todo lo demás lo puedes comprar. Por eso, a la gente que es honrada y que es un caballero trato de acercarme, no porque yo sea un caballero: me educaron para hacerlo, pero la vida me llevó a lugares de canallas, con lo que tengo una mezcla bastante compleja”, señaló el colaborador de MILENIO.