Cierra Cervantino con homenaje a José Alfredo

Unos 8 mil espectadores asistieron a la clausura en la explanada de la Alhóndiga de Granaditas, donde se presentó un homenaje al compositor guanajuatense.

Guanajato, Gto.

Con un sentido homenaje al ídolo del pueblo, José Alfredo Jiménez, por parte del mariachi de la Secretaría de la Defensa Nacional y los cantaores de flamenco español Joana Jiménez, María Toledo y José Valencia, el festival Internacional Cervantino, bajó el telón en la explanada de la Alhóndiga de Granaditas.En un concierto delirante en el que el mano a mano entre cantaores que utilizaron las palmas, el taconeo y el rasgado enérgico de las guitarras para arrancar de las entrañas piezas clásicas como Un Mundo Raro y Corazón, Corazón lograron el acompañamiento del público cervantino.

Pero no se comparó con la respuesta del mariachi de la Sedena, enfundados en trajes de charro, entonando Caminos de Guanajuato y Serenata Huasteca, que a fuerza de violines y guitarrón arrancaron la ovación y el coro de más de 8 mil asistentes a la clausura.

Cada canción del dolorense fue coreada por el público cervantino que también se mezcló en esa combinación de de músicos gitanos y mariachi, unificados por las letras del poeta del Pueblo.

José Valencia fue el primero en cambiar la corbata por el corbatín del traje de charro, después María Toledo sobre la mantilla española se acomodó el reboso y finalmente Joana Jiménez se puso el sombrero de charro, para seguir con el recital que acabó siendo un concierto memorable del que el público pidió más y más.

Los fuegos artificiales tuvieron que inundar el cielo de la capital del estado, para sellar el fin de la edición 41 de la fiesta del espíritu, en medio de la fiesta-homenaje a José Alfredo.

Cabe señalar que la venta en taquilla alcanzó, en una cifra preliminar al 26 de octubre, de más de 7 millones de pesos, y se redujo en 23 por ciento el número de cortesías que se dan a los funcionarios de gobierno e invitados especiales.