Sorprende Camerata con la “Miniatura Armenia”

Por segunda ocasión en esta temporada, Tatul Yeghiazaryán dirigió a la orquesta para presentar un programa con obras de Bartók y Schubert en el quinto concierto.
Quinto concierto de la temporada.
Quinto concierto de la temporada. (Aldo Cháirez)

Torreón, Coahuila

El que se queda al final de la fiesta disfruta la sorpresa y así fue con una "Una miniatura Armenia", bajo la batuta de Tatul Yeghiazaryán con una Camerata de Coahuila romántica en la primera parte y moderna en la segunda.

Con la música para cuerdas de Béla Bartók que cautivó una vez más al público del Teatro Nazas.

Por segunda ocasión en esta temporada, Tatul dirigió a la orquesta para presentar un programa con obras de Bartók y Schubert en el quinto concierto.

El programa incluyó la Sinfonía número 2 en Si Bemol Mayor de Franz Schubert con cuatro movimientos y para la segunda parte lo más impactante: las espectaculares danzas transilvanas “Dudasok”, “Medvetán” y un final que sorprendió al público por su brevedad y belleza.

Cuando la gente comenzaba a abandonar la sala de conciertos, Tatul Yeghiazaryán ofreció la “Miniatura Armenia”, que fue como la cereza del pastel.

Las danzas de Transilvania fueron ese pretexto ideal para impactar al público con Bartók y su música que viene del folclore y regresa a él con el aderezo de la música de conservatorio y sus tres movimientos cautivan al público más exigente.

Lo mismo sucede con el juguetón Divertimento que a pesar de los presagios de guerra en Europa, permitieron a Bartók regresar a sus raíces culturales y estructurar una composición humanista, divertidísima y así lo vió Tatul en todo momento, el público disfrutó la velada.