Artesanía, tercera fuente de ingresos por turismo

El secretario de Desarrollo Social federal, José Antonio Meade, también dio a conocer que en México hay 10 millones de artífices.
Participaron 213 piezas de 17 estados de la República.
Participaron 213 piezas de 17 estados de la República. (Cortesía Fonart)

México

Ayer, durante la premiación del Concurso Nacional de Nacimientos Mexicanos, el titular de la Secretaría de Desarrollo Social, José Antonio Meade, destacó que los productos de los 10 millones de artesanos que hay en nuestro país son la tercera fuente de ingresos que recibe México por la vía turística, solo detrás del hospedaje y la comida. De allí la necesidad de que una nueva generación de artesanos, que abrevan del conocimiento antiguo, deban enfrentar el reto de renovar sus propuestas.

En el acto de premiación, que tuvo lugar en el Palacio de la Autonomía de la UNAM, también estuvieron presentes Liliana Romero Medina, directora general del Fondo Nacional para el Fomento de las Artesanías (Fonart); Cándida Fernández de Calderón, directora de Fomento Cultural Banamex, y Juana Cuevas, especialista en arte popular.

Los funcionarios coincidieron en destacar el gran valor de la riqueza cultural y su variedad en estas expresiones de arte popular. Los nacimientos que participaron en el concurso fueron de materiales como barro natural, bruñido, policromado y decorado con engobes naturales; barro vidriado sin plomo, mayólica, talavera y cerámica de alta temperatura, textiles, tejido, bordados y deshilados; maque y laca, madera estofada, entre otros.

El secretario también informó que para la siguiente edición de este concurso Fonart contará con 226 millones de pesos.

Los galardonados

Luis Murillo Ordaz es un joven de 26 años de edad, pero es ya todo un veterano en la labor artesanal. Considera que la vena creativa le viene de su abuela Isaura Duarte, quien falleció cuando él tenía tres años. Empezó a trabajar la cera de abeja desde los 15 años y el arte plumario hace casi año y medio; desde hace ocho años imparte clases y desde entonces participa en diversos certámenes. Obtiene siempre los primeros lugares, como en esta edición 22 del Concurso Nacional de Nacimientos Mexicanos, en el que obtuvo el Galardón Nacional.

La pieza de Murillo Ordaz, originario de Purépero, Michoacán, rescata una técnica en vías de extinción: el arte plumario. Este joven fue premiado (al igual que el año pasado) en esta edición del concurso, promovido y patrocinado por la Sedesol a través del Fonart y Fomento Cultural Banamex.

Su pieza, que tiene una base de 85 por 60 cm y una altura de 85 cm, es un nacimiento con figuras de cera, pero revestidas con plumas que imitan texturas de vestimentas. Son plumas de gallo, guajolote, gallinas finas, gallina de guinea, palomo, pavo real, calandria, codorniz, palomo, perico australiano, arlequín y faisán. Tardó medio año en terminarlo, pero obtuvo un premio de 100 mil pesos y estará a la venta por 105 mil 800 pesos.

Este joven artesano presentó una de las 213 piezas registradas en el concurso, de las cuales fueron premiadas 51 propuestas provenientes de 17 estados del país, distribuidas en 12 categorías. El monto total de los premios fue de un millón de pesos: 12 primeros lugares que obtuvieron 23 mil pesos, 12 segundos lugares que ganaron 18 mil y 12 terceros lugares a los que se les entregaron 16 mil. Hubo tres premios especiales que ganaron 40 mil pesos cada uno: el de Rescate, para Oralia Elías Estrada; el de Técnica, para Leonardo Vázquez Fuentes, y el de Diseño, otorgado a Edna Beatriz González Salgado.

Las piezas permanecerán expuestas y a la venta en la sede del Fonart, Patriotismo 691, colonia Mixcoac.