Creadores trazan nueva directriz en la cultura

Se requiere homologar legislaciones y reglamentos para su difusión, piden impulsar a través de un modelo coordinado, la realización de actividades de alcance metropolitano entre administraciones.
La cultura como parte de la Agenda Ciudadana de la asociación Renacer Lagunero.
La cultura como parte de la Agenda Ciudadana de la asociación Renacer Lagunero. (Miguel Ángel González Jiménez)

Torreón, Coahuila

Se busca fortalecer las iniciativas culturales como las del Encuentro Regional de Teatro, la Red de Museos de la Comarca Lagunera y Moreleando, por citar algunos ejemplos, con la finalidad de involucrar a la comunidad, hacer uso y habilitación de espacios para la difusión cultural, realizar la divulgación de la historia local, respaldar actividades culturales con enfoque identitario y lograr una coordinación para impulsar la cultura y el arte en La Laguna.

Homologar las legislaciones Estatales, los reglamentos municipales, las estructuras y las capacidades administrativas, para dotar de eficiencia el trabajo de difusión y promoción artística y cultural dentro de la Zona Metropolitana de La Laguna.

Mejorar la coordinación entre las instancias Federales, Estatales y municipales encargadas de la difusión y promoción artística y cultural dentro de la Zona Metropolitana de La Laguna en lo que respecta a la calendarización y organización de actividades.

Impulsar a través de un modelo de coordinación, la realización de actividades de alcance metropolitano entre las distintas administraciones.

Transparentar los criterios, reglas, mecanismos y procesos para la creación e integración de los consejos ciudadanos de arte y cultura.

Poner a disposición de la ciudadanía, currículums y trayectorias para que sea ella la que evalúe y decida quienes deberán integrar estos consejos.

Integrar en cada uno de los municipios que conforman la Zona Metropolitana de La Laguna, comités ciudadanos cuya finalidad sea la de evaluar los perfiles, puntos curriculares, trayectorias y propuestas de las personas que estén siendo consideradas para ocupar las Direcciones Municipales de Cultura, o bien que hayan manifestado su interés en ocupar estos puestos.

Los Comités Ciudadanos de Evaluación se encargarán de emitir convocatorias abiertas a la población, para que de ella salgan los candidatos y posibles interesados.

Después del proceso de evaluación, los comités presentarán a la ciudadanía una terna de al menos tres posibles postulantes.

Hacer exigible el que las autoridades electas, así como las personas responsables de las Direcciones Municipales de Cultura le presenten a la ciudadanía sus objetivos de trabajo y programas, estrategias a seguir.

Exigir un reporte presupuestal trimestral donde se dé fe de la asignación de recursos para cada rubro cultural.

Exigir la oportuna presentación de una cartelera cultural incluyente así como su difusión a través de prensa, radio, televisión y redes sociales, para que se conozca cuáles son las actividades culturales respaldadas por el municipio.

Transparentar el uso e implementación de los recursos públicos destinados para la gestoría y promoción del arte y la cultura.

Transparentar el uso y destino que reciben las aportaciones provenientes de fuentes privadas de financiamiento como es el caso de las fundaciones, patronatos, colectas o desembolsos individuales.

Establecer mecanismos para la participación y vigilancia ciudadana a las áreas de la administración pública encargadas de la gestión, promoción y difusión del arte y la cultura, así como a todas las etapas del ciclo presupuestario, desde la planeación hasta la implementación y la fiscalización de los recursos.

Fortalecer la colaboración entre las instituciones de enseñanza superior, la iniciativa privada y las autoridades en la promoción de actividades culturales, como es el caso del Festival Cultural Interuniversitario promovido por el CIESLAG.

Promover entre las instituciones de enseñanza superior el que asuman un mayor compromiso en su labor de vinculación con la comunidad y de promoción artística y cultural. Para ello se considera el nombramiento de responsables de área.