• Regístrate
Estás leyendo: “Conmigo inventaron el bullying: Waldo y grandote”
Comparte esta noticia

“Conmigo inventaron el bullying: Waldo y grandote”

Waldo Fernández

Lector voraz y conocedor de lahistoria, el representante del Gobierno de Nuevo León en la CdMx comparte conMILENIO Monterrey anécdotas y aspiraciones: es un hombre de familia y buscaser un buen servidor.
Publicidad
Publicidad

Apasionado de la lectura, de la historia de México, de sus presidentes -de los cuales tiene una colección completa en madera, incluida ya la figura de Andrés Manuel López Obrador-, de las banderas, de la lucha libre, pero sobre todo, del humor negro, Waldo Fernández González confiesa que de niño fue blanco de la “carrilla”, debido a su nombre y a su altura, que alcanza los 1.92 metros.

Nacido en Monterrey el 15 de mayo de 1971, de padre español y madre regia, y de una familia de tres hermanos, siendo él “el de en medio”, Fernández González describe que una de sus mayores fortunas fue ser criado por su abuela -la cual vivió hasta los 94 años- y por su madre.

Además, se dice "sumamente agradecido" con la educación pública, al ser un "producto" de sus escuelas.

De origen humilde, con una abuela que fue ayudante en una casa,, para el funcionario estatal el estudio se convirtió en el centro de su dedicación.

Debido a ello, a sus calificaciones, a su poca aptitud para el futbol, a su altura, y a un anuncio de finales de los 70 es que, explica, “conmigo inventaron el bullying; imagínate, Waldo y grandote”.


¿Y a qué jugabas en ese entonces, te acuerdas?


"Decían que jugaba futbol, pero era muy malo, mi equipo se llamaba Brasil, y luego El Salvador, en el fraccionamiento Bernardo Reyes, en la Lipefut... de La Palomilla, nunca fue mi amigo, pero se juntaba con nosotros. El Abuelo Cruz, era nuestro referente.

"Y ya me desquité hasta la prepa, aunque el bullying siguió toda la vida, pero era muy divertido, la carrilla normal, yo me autoflagelo, y algo que no conocen las personas es que tengo un humor negro muy sofisticado, el gobernador ya lo conoció", relata a  MILENIO Monterrey.

Dentro de sus mejores anécdotas de esa época, recuerda el ex diputado federal y actual titular de la representación de Nuevo León en la Ciudad de México, un día estando en su casa sonó el teléfono y le preguntaron: "‘oiga, ¿la señora Fernández?', y contesto, 'no, no se encuentra, ¿le quiere dejar un recado?' 'Si nada más dígale que le habló Cuauhtémoc Zamudio', y yo le dije, 'bueno y usted dígale que le contestó Leonardo Da Vinci'”.

Más tarde, su madre le “precisó” que ella estaba buscando al artista de moda de ese tiempo en la localidad para comprarle una escultura; por lo que después lo regañó.


¿Tu familia ahora cómo está?

"Me casé en Guadalajara con Aidé Garza Salinas. Tenemos un gran matrimonio, ya vamos para 22 años. Tenemos 3 hijos: Waldo de 21 años, es reglamentario, entró en tiempo y forma, no sean mal pensados; Sofía de 17; y Mariana, de 12", precisa.


Tus pasiones ¿tienes aficiones?


"Mis hobbies son un poco de moda, pero tengo uno constante: la lectura, leo mucho, hay veces que estoy leyendo tres libros a la vez. Hay veces que leo un libro de 400 a 500 páginas en una semana.


"Y el sentido del humor, quienes me conocen saben que soy muy divertido", responde.


Aunque ese humor, dijo, se vio seriamente trastocado cuando a finales del año 2000 toman la decisión de sacar a su papá de cuidados intensivos de un hospital porque no pueden mantener el gasto; su padre murió el 30 de enero de 2001.


¿Eres una persona religiosa, creyente?


"Sí soy religioso, y tengo qué, mi cuñado es sacerdote; y más vale, si no me pegan aquí en la casa. No, sí soy muy religioso, tuvimos una experiencia en ese sentido muy importante.


"Nuestra hija más chiquita fue un embarazo muy complicado. Yo soy enemigo del aborto, y hubo quien nos planteó la posibilidad porque la niña iba a tener condiciones de salud muy complejas, no hicimos casos, fuimos a varias partes, el perdido a todas va. Finalmente nació muy bien, y ahí reafirmamos que no podemos jugar a ser Dios", recuerda.


¿Qué sigue?


"Quiero ser un buen servidor. Tengo que tomar una decisión; uno de mis sueños que no he cumplido, es ser candidato, quiero vivir una campaña", dijo.


Bebida: 

"La cerveza".

Sin alcohol: "La Coca Cola".

Libro: "Los Pilares de la Tierra, de Ken Follett".

Película: "El Padrino".

Deporte: “Futbol”

Personaje histórico: "Porfirio Díaz".

Animal: “Los caballos, los perros; pero en este momento los caballos (risas)”.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.