• Regístrate
Estás leyendo: Neuronas ‘del miedo’ frenan recuerdos dañinos
Comparte esta noticia
Viernes , 19.10.2018 / 19:55 Hoy

Neuronas ‘del miedo’ frenan recuerdos dañinos

Científicos del Instituto de Investigación en Patología Molecular de Viena identificaron un circuito cerebral que libera dopamina y ayuda a neutralizar pasajes traumáticos.
Publicidad
Publicidad

La dopamina, asociada con la felicidad, también desempeña un papel crucial después de haber vivido sucesos desagradables, afirma un equipo de neurobiólogos, dirigidos por científicos del Instituto de Investigación de Patología Molecular de Viena, que identificó un novedoso circuito neuronal en el cerebro implicado en la memoria del miedo, según la revista Nature Neuroscience.

Según una nota publicada por la Agencia de Investigación y Desarrollo (Agencia ID), para cualquier organismo es vital aprender del pasado para adaptar los comportamientos futuros. La formación de memorias de miedo es el principal recurso natural para la supervivencia y para evitar experiencias desagradables.

Para observar la implementación neuronal de este proceso, Wulf Haubensak, neurocientífico y líder de grupo en el IMP, investigó si la dopamina desempeña un papel importante en el aprendizaje asociativo del miedo.

La dopamina, conocida como la hormona de la felicidad, tiene muchas funciones en el cerebro, entre ellas el comportamiento y la cognición, la actividad motora, la motivación y la recompensa, el humor, la atención, y el aprendizaje. Se libera después de sucesos importantes, como obtener una recompensa, y por lo tanto puede actuar como una señal para memorizar tales experiencias.

Haubensak y su equipo se asociaron con expertos de la Universidad Otto-von-Guericke en Magdeburgo, para explorar estos procesos cerebrales en modelos animales.

EL EXPERIMENTO

El equipo instruyó a ratones de laboratorio para que aprendieran que una señal acústica concreta avisa que van a recibir un leve impacto en la pata. Utilizando tecnología avanzada, los científicos pudieron rastrear y manipular subconjuntos específicos de neuronas en el cerebro durante la tarea de aprender a sentir miedo ante una amenaza.

En particular, encontraron un conjunto específico de neuronas en la sustancia gris central que rodea el acueducto cerebral en el mesencéfalo. Su función se basa en reducir el dolor excesivo, sobre todo en circunstancias especiales. Esas neuronas se activaron cuando el animal aprendió a asociar la señal acústica con la experiencia desagradable (recibir un leve impacto).

Cuando se activan, estas neuronas liberan dopamina e instruyen a la amígdala —un importante centro del cerebro encargado de hacernos sentir emociones— para asociar la señal acústica con el golpe en la pata y almacenar esta experiencia en la memoria a largo plazo.

En los experimentos, la inactivación temporal de esta conexión durante las tareas de memoria de miedo dio como resultado ratones que ya no eran capaces de recordar experiencias desagradables previas.

VÍNCULO INESPERADO

El descubrimiento del vínculo entre estas neuronas generadoras de dopamina —en la sustancia gris central y en la amígdala— fue clave para conectarla con la capacidad de recordar el miedo ante una señal de alerta.

“Este hallazgo agrega una perspectiva completamente diferente a las neuronas dopaminérgicas consideradas hasta ahora como responsables únicamente de la recompensa y la motivación”, destacó Florian Grössl, autor principal de la publicación.

“Nuestro estudio muestra que (esas neuronas) dirigen la formación de la memoria del miedo y revela un nuevo circuito dopaminérgico entre la sustancia gris central y la amígdala, que es crucial para el procesamiento de la emoción: filtra las experiencias importantes y las almacena en la memoria asociativa”, abundó.

En los humanos, las neuronas dopaminérgicas que se originan en la sustancia gris central están cableadas de una manera muy similar a la de los ratones. Están involucradas en el procesamiento del dolor y recientemente se ha demostrado que también juegan un papel en la formación de la memoria.

Tras el descubrimiento, Haubensak señala que es importante investigar si la desregulación de estas neuronas pueden provocar trastornos psiquiátricos. También consideró que proporciona una pista sobre los efectos secundarios observados en pacientes que son tratados con medicamentos que afectan a la dopamina cuando padecen párkinson o adicciones.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.