• Regístrate
Estás leyendo: La charrería, contra cánceres de próstata, urinario y renal
Comparte esta noticia

La charrería, contra cánceres de próstata, urinario y renal

Con la exhibición en el lienzo del Pedregal recaudan fondos para difundir información, dar diagnósticos oportunos y tratamientos.

Publicidad
Publicidad

Charros y escaramuzas recorrieron el ruedo montados en caballos pura sangre y después de saludar al público realizaron espectáculos como el tradicional floreo con reata, dominar novillos y diversas demostraciones para sumarse a la lucha contra el cáncer renal, urinario y de próstata.

Los jinetes y también las llamadas Adelitas ofrecieron un espectáculo al público asistente al Lienzo Charro del Pedregal, al ritmo de guitarras, guitarrón, tambora, violín y clarinetes.

El evento organizado por la Asociación para el Tratamiento de Cáncer Urinario y de Próstata tuvo como intención recaudar recursos para promover información de prevención, diagnóstico oportuno y tratamiento, ya que el cáncer renal ocupa en México el segundo lugar de prevalencia y mortalidad, después del de próstata, mientras que a escala mundial se ubica en el noveno lugar, explicó Miguel Ángel Jiménez Ríos, jefe del Departamento de Urología Oncológica del Instituto Nacional de Cancerología (Incan).

Detalló que “del año 2000 a la fecha vemos 150 casos nuevos cada año, de los cuales 50 llegan con metástasis, mientras que para el resto ésta puede aparecer en un par de años. Hablamos de 100 personas que morirán en el corto plazo”.

Para contar con la base de datos de mil enfermos se invirtieron 12 millones de pesos, apuntó Jiménez Ríos, también presidente de Asociación para el Tratamiento de Cáncer Urinario y de Próstata. Emplearon capturistas, gente que viaja a los estados para documentar los casos, analistas y equipo.

En esta lucha contra el cáncer se sumó Héctor Serrano Cortés, ex secretario de Movilidad de CdMx, debido a que hace tres años y medio fue sometido a una cirugía para retirar un tumor del riñón. “Hoy estoy en remisión, cada tres meses me checan, pero en año y medio más, cuando cumpla los cinco años, podré ser declarado sobreviviente.

“Mi riñón ahí está, le falta un pedazo, pero no me cambió la vida sino la forma de verla, aprovechamos cada momento e insisto en que es una oportunidad para ayudar a los demás”, abundó.

Recordó las estadísticas de que en México dos de cada 10 hombres mueren a consecuencia de cáncer renal, lo que refleja que no tenemos “medicina preventiva”, y a ciertas edades se debe iniciar un protocolo de revisión al que, lamentablemente, no todas las personas tienen acceso.

Por ello, abundó, con la Asociación se dará a la tarea de juntar recursos para que “muchas personas puedan ser atendidas” y como aliado tienen al Incan cuyos médicos especialistas entregarán su profesionalismo, conocimiento y técnica de forma gratuita. “Nosotros vamos a centrarnos en buscar el equipo y los insumos necesarios para apoyar a las personas con menos posibilidades económicas.

“Habrá aportaciones voluntarias, organizaremos este tipo de eventos que promueven el sentimiento de ser mexicano y, por el otro lado, la posibilidad de apoyar al Incan con recursos”, aclaró Serrano Cortés tras rechazar actos anticipados de campaña en su aspiración a una diputación por representación proporcional.

La cruzada para prevenir y atender dichas neoplasias malignas, junto con los charros de CdMx, tiene “un sentido humano, sin color alguno”. Se pretende disminuir el índice de mortalidad por cáncer renal y también de próstata, con detecciones oportunas porque las posibilidades de cura son altas.

El director general del Incan, Abelardo Meneses, señaló que este instituto será aliado de la asociación para atender los casos que se detecten y trabajará con las diversas organizaciones para formar un frente común contra el cáncer.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.