• Regístrate
Estás leyendo: Científicos de la UAP hallan ganglio que influye en ovarios
Comparte esta noticia
Domingo , 24.06.2018 / 14:44 Hoy

Científicos de la UAP hallan ganglio que influye en ovarios

El ganglio nunca antes reportado podría incidir en la producción de óvulos y hormonas femeninas. El descubrimiento se dio desenmarañando una red compleja de nervios.

Publicidad
Publicidad

Milenio Digital

En el Instituto de Ciencias de la UAP se siguió la ruta de un nervio que conecta al ovario con el ganglio celiaco superior, uno de sus centros reguladores. En el camino descubrieron que entre ambos existe otro ganglio, uno intermedio jamás reportado, al que los científicos denominaron ganglio mesentérico superior.

Por años se ha sabido que la distribución de los nervios cercanos a los ovarios y sus efectos en los mismos (la inervación ovárica) incide de forma significativa en la producción de estrógenos y óvulos. Sin embargo, aún existen muchas dudas, sobre todo a nivel anatómico.

TE RECOMENDAMOS: Física de la UAP, primer lugar en ranking internacional.

Su hallazgo modifica todo lo escrito en artículos científicos sobre la anatomía de los nervios cercanos a los ovarios, incluso sobre su fisiología, pues la red es más compleja de lo que se creía. Además, abre un abanico de futuras investigaciones en torno al descubrimiento.

“El tema es más complicado, se hace como una especie de telaraña al haber participación de más de un ganglio. Descubrimos una red neuronal mucho más compleja”, comentó César Pastelín Rojas, académico de la Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnia.

El nervio que los científicos siguieron fue el plexo ovárico. El ganglio en cuestión, considerado un órgano pareado (por haber dos en el organismo, al igual que los riñones y los pulmones), tiene una interconexión, la cual cambia su entendimiento.

A diferencia de cualquier otro órgano de su tipo, hay un mecanismo que une al celiaco izquierdo con el derecho que podría afectar su relación con los ovarios.

TE RECOMENDAMOS: UAP logra primer lugar enel concurso "Descubramos a las científicas mexicanas".

El entendimiento de la anatomía cambia poco a poco

La investigadora Carolina Morán Raya, del Instituto de Ciencia, señaló que hasta ahora se sabe que el ganglio celiaco estimula la producción de hormonas e incide en el crecimiento de los folículos, que son las estructuras encargadas de guardar y proteger a los gametos de las células del torrente circulatorio y de la propia inervación, pues los ovocitos, al igual que los espermatozoides, al ser células haploides, tienen que estar libres del contacto con las células de la sangre ya que los glóbulos las desconocen en su función inmunitaria.

Para los miembros de este proyecto, la inervación está involucrada en varios procesos del ovario. Aunque su fisiológica es competencia de otras investigaciones, en su dimensión anatómica estudiar la inervación en procesos de crecimiento de folículos, de selección y de ovulación es vital, porque se ha demostrado que según el tipo de inervación puede haber inhibición o estimulación de estos procesos, de los cuales depende el éxito de la reproducción de las especies.

La gónada izquierda y la gónada derecha son completamente diferentes en cuanto al aporte de inervación y eso no sólo significa que en uno hay más neuronas que en el otro, sino que existen interconexiones distintas entre una y otra. Su trabajo, que comenzó con un nervio fácilmente rastreable, de los dos que llegan a los ovarios, derivó en una red compleja.

AMV

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.