QrR

La importancia de llamarle a un álbum 'México'

GusGus
(Especial)

EL ÁNGEL EXTERMINADOR
Wenceslao Bruciaga*

La banda electrónica islandesa GusGus se presentó recientemente en la Ciudad de México. Hoy les presentamos una entrevista con Birgir Þórarinsson a.k.a Biggi Veira, uno de sus integrantes, sobre su experiencia en el DF y la música electrónica de mierda.


Los actuales miembros de GusGus (al inicio de su carrera allá por 1995, cuando su producción debut Polydistortion demostraba al mundo entero que en Islandia aquella chica  gritona de ojos rasgados que madreaba periodistas no era la única que producía música interesante, se trataba más bien de un colectivo artístico integrado, además de músicos, por cineastas y escritores) decidieron bautizar su nuevo disco con el nombre de México, quizás por eso es que sintieron la responsabilidad de permanecer en la capital azteca poco más de una semana después de su actuación en el Corona Capital.

Seguramente estás hasta la madre de esta pregunta, pero siendo mexicano y fan de GusGus simplemente no puedo dejar de hacerla: ¿por qué bautizaron su disco con el nombre de México?

Cuando nos decidimos a trabajar en el nuevo álbum, después del Arabian Horse, nos escapamos a una casa de verano, alejada de la ciudad, para concentrarnos en la música, en enero de 2013, era pleno invierno, esos días cortos de poco sol, mucho frío y todavía más nieve. Una noche que estaban trabajando en algunas ideas y Daniel escribía las letras, se acercó con esta frase “grillos mexicanos”, que forma parte de la letra de la canción Crossfade. México había llegado a nuestras vidas. Tal vez, en nuestra mente, México representaba todo lo contrario a lo que estábamos viviendo esa noche, muy pero muy fría. Hablar de México nos hizo experimentar, trasladarnos a un clima cálido. Hablábamos de lo genial que sería vivir en México, con mucho sol.  Acabamos de fiesta de tanto pensar en México. Incluso Daniel compuso una pista cantada totalmente en español, pero es un track inédito aún. Después de tanto hablar de México, me armé de un software que emite secuencias de percusiones cuyo ritmo está basado en la geometría de las pirámides aztecas. Espero que sea utilizado en nuestro próximo álbum. Así que después, cuando necesitábamos encontrar título para el álbum alguien gritó ¡México! Y bueno, ya sabes el resto.

Suena un poco como fantasía de 'spring break'… México ha atravesado por una cruda violencia en los últimos años. Estados Unidos emite recomendaciones a cada rato de que no visiten ciertas ciudades de nuestro país por su grado de violencia, ¿estaban al tanto de eso cuando gritaron ¡México!, mientras le ponían nombre al disco?

México es tan fascinante para nosotros, ya que nos parece que es lo contrario de Islandia. Aunque también hay similitudes, por supuesto. Una de ellas es la lucha libre. Solo que en Islandia la lucha era muy popular al comienzo del siglo pasado. Ahora no tanto. Luego tenemos el Hengill, que es una pirámide que se puede ver desde Reykiavik; no fue hecha por los antepasados, se trata de un volcán, pero de algún modo yo le encuentro ese parecido de peso cultural que tienen las pirámides aztecas. Pero lo que dices de la violencia es terrible y triste. Estábamos en México casi a la misma hora que asesinaron a los estudiantes en Iguala, Guerrero. Fue impactante para nosotros. Una puta desgracia. Leímos bastante al respecto. Te puedo decir algo: nosotros tenemos mucha corrupción política en Islandia, pero no al mismo nivel que ustedes la padecen, lamentable, porque México es un gran país.

Después de que llegaron a la conclusión de ponerle a su disco 'México', ¿escucharon música del país como para redondear el sonido del disco, tradicional, pop, electrónico?

Sé que Daniel tiene un proyecto paralelo llamado Open Source, que incluye a algunos de sus amigos mexicanos. Supongo que las influencias mexicanas no fluyen a través de él en nuestro álbum. No estoy seguro de dónde o cómo lo hizo, tendrías que escucharlo para que los juzgues. Sería interesante que tú, como mexicano, lo escucharas y vieras si hay sonidos vasocomunicantes entre su proyecto, GusGus y la música de tu país.

En lo personal, me gusta más el último GusGus, después del 'Attention', siento que definieron un sonido tecnominimalista que ya supera la prueba del tiempo. Puedes escuchar unos cuantos 'beats', sin voz, y deduces que se trata de GusGus. Aunque en México hay mucha nostalgia por el 'Polydistortion' y sobre todo por el sencillo de “Polyesterday”…

Supongo que nunca hemos seguido las tendencias. Solo diferentes tipos de influencias, las de todos nosotros, sin pensar en el estilo. Para nosotros, la música de México fue lo que queríamos hacer y no tuvimos ninguna descripción detallada de lo que queríamos o lo que que acabamos de hacer. Pero en retrospectiva se podría decir que México tiene lazos con el deep techno que empezamos a construir en el disco 24/7, esa fuerte estructura melódica nos hundió mucho e influyó para el siguiente álbum Arabian Horse. Aún tenemos ese espíritu de sensación más ligera de la época del Forever o Attention, e incluso, muy de repente, retomamos algunos elementos que no hemos tocado desde los años 90.

Hoy la música electrónica es opacada por toda esa bazofia encabezada por David Guetta o Tiësto, pero que a millones de personas les encanta, ¿cómo distinguir la buena música electrónica del fraude?

Hay cosas buenas y malas en todos los géneros musicales. Luego, otra cosa es cómo el trabajo individual se juzga con el tiempo. Esto es a pesar de las opiniones siempre muy personales. Para mí no tengo ninguna definición de la buena música electrónica, pero sé que algo es bueno cuando la escucho y trasciende el momento, ya sea un concierto o en mis audífonos.

Cuando en México se menciona Islandia, es casi seguro que lo primero que se asocie sea Björk…

Eso pasa porque en Islandia la escena es más o menos lo mismo desde hace ya un rato, y eso ocasiona que Björk, con su gran proyección internacional, acapare la atención nacional. Pero hay algunas cosas bonitas que están saliendo a flote del lado indie de la ciudad. Echa un vistazo a Mammut y Vok .

*Twitter: @wencesbgay

< Anterior | Siguiente >