El poderoso sexo de Sasha Grey

Parados arriba de las sillas muchos asistentes quisieron imponer su posición para hacer la toma
Parados arriba de las sillas muchos asistentes quisieron imponer su posición para hacer la toma (Carlos Rosas)

(Carlos Rosas) La ex actriz porno, Sasha Grey, abarrotó un gran salón de la feria al presentar su primer libro. Los asistentes la esperaron con ansiedad, cámara en mano, para tomar la llegada de la escritora debutante, pero que, por su corta historia en el cine causó una expectación desbordada. 

Parados arriba de las sillas muchos asistentes quisieron imponer su posición para hacer la toma, hasta que la organización de la FIL pidió la compostura para que pudiera salir la ex actriz.

El auditorio quería verla y cuando ella apareció, grito como sí viera a su estrella en el estadio. Pero Sasha Grey no se desnudó ni tampoco hizo una escena de cine duro. El auditorio quedo mudo y escuchó a una joven de discreta belleza, ataviada con un sombrero, que derrochó respuestas inteligentes, razonables y dibujaron a una mujer de mucha cabeza.

Para la lectura, el auditorio vocifero que no quería escuchar la traducción al español a cargo del presentador, así que la escritora leyó directamente en inglés, lo que el auditorio celebró como sí estuviera en la lucha. Lectura y luego aplausos, silbidos. Para la firma de libros casi todos los asistentes se forman, tumulto, empujan, se vuelve imposible salir.

¿Qué dijo la recién escritora? Le apasiona el cine de Kubrick, pero también el de Buñuel; le alegrará si sus letras cambian a alguna persona, piensa que se dedicará a la realización de cine y que seguirá escribiendo, incluso ya tiene el avance del nuevo libro. Del sexo, desea que las personas sean menos inhibidas, que sean más espontáneas y naturales en su comportamiento. 

< Anterior | Siguiente >