Uriel Adriano (taekwondoín)

Fue condecorado por el presidente de México, Enrique Peña Nieto, con el Premio Nacional del Deporte 2013
Fue condecorado por el presidente de México, Enrique Peña Nieto, con el Premio Nacional del Deporte 2013 (Chema Martínez)

(Sonia G. Gamiño) En 2013 un deportista jalisciense pasó a la historia del deporte mexicano. El taekwondoín Uriel Abigdor Adriano Ruiz, se convirtió en campeón mundial de tae kwon do y se hizo acreedor al Premio Nacional del Deporte.

 

Luego de haber logrado la medalla de oro en el Campeonato Mundial que se celebró este año en Puebla, Uriel fue condecorado por el presidente de México, Enrique Peña Nieto, con Premio Nacional 2013 y se proyectó, en su mejor año como deportista, como la máxima figura del deporte estatal.

 

Adriano ya se había hecho notar a escala internacional tras conseguir la medalla de bronce en los Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011, pero luego fue opacado cuando su categoría no fue contemplada por la Federación Mexicana de Taekwondo para buscar un pase a los Olímpicos de Londres 2012.

 

Pero en este ciclo olímpico los taekwondoínes clasificarán a Brasil 2016 por ranking mundial y ahora el pase que ganen será para el propio deportista y no para el país, con lo que Uriel tiene en sus manos la posibilidad de calificar a un peso pesado a la justa veraniega que, desde Víctor Estrada en Atenas 2004, no ha tenido a otro mexicano en esas categorías en las Olimpiadas.

< Anterior | Siguiente >