Hemos avanzado en prevención pero no suficiente: Protección Civil BC

Actualmente viven en Tijuana 3 mil familias sobre cuencas y en zonas irregulares, que para ellos podría significar una bomba de tiempo en caso de que se presentaran lluvias torrenciales.

Tijuana

El riesgo para al menos 3 mil familias tijuanenses persiste frente a un desastre como el ocurrido con las lluvias del 6 de enero de 1993; aunque la prevención es un tema que se ha mejorado no es el suficiente para mantener a salvo a toda la población, advirtió el director estatal de Protección Civil, Antonio Rosquillas Navarro.

Aquella tromba de hace 21 años dejó como saldo 21 muertos dentro de la canalización, que según autoridades eran migrantes o indigentes; 35 mas que perdieron la vida de la mancha urbana además de 12 mil damnificados.

El director de protección civil, detalló que parte del aprendizaje para el gobierno local fue la creación de nuevos protocolos de seguridad, regularización de asentamientos, obras pluviales, las dos más grandes: Aguaje de la Tuna y Camino Verde.

También destacó el mantenimiento en los desarenadores de la ciudad, que permiten el flujo continuo de agua por las canalizaciones.

Detalló que para inicios de 2000 autoridades locales estimaban cerca de 5 mil familias en riesgo por vivir en asentamientos irregulares sobre cuencas, pero actualmente la cifra disminuyó y actualmente quedan aproximadamente 3 mil.