Dos lobos marinos jóvenes regresan al mar

Tras una contingencia que los dejó indefensos en Playas de Tijuana, cerca de la frontera con Estados Unidos, ahora están en su hábitat natural

Ensenada

Una pareja de lobos marinos de California que estuvo en recuperación en el Zoológico Internacional de Tijuana A.C., tras una contingencia que los dejó indefensos en Playas de Tijuana, cerca de la frontera con Estados Unidos, regresó a su hábitat natural.

A las 12:00 horas de este viernes una comitiva de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) zarpó en dos embarcaciones hacia la Isla Todo Santos, a diez millas mar adentro del puerto de Ensenada, para liberar a los mamíferos.

Se trata de un macho y una hembra que tenían entre tres y seis meses de rehabilitación, pero una vez que recuperaron su talla y peso normal se determinó iniciar el proceso de adaptación.

Dentro de una jaula los lobos marinos viajaron a la isla donde al descender nadaron algunos metros y juntos se aproximaron a una pequeña lobera donde los esperaban otras especies de mayor tamaño.

[b]Profepa concluye proceso de reinserción[/b]

Marco Antonio Campoy Arce, subdelegado de Recursos Naturales de Profepa, mencionó que esta especie tiene varias declinaciones numéricas debido a la explotación, deterioro ambiental y competencia con los seres humanos por los recursos alimentarios.

Melisa Trilled dijo que es prioritario realizar la reinserción porque es una especie sujeta a protección especial que se encuentra amenazada, y que así sea un ejemplar o diez, importante darle un trato digno.

“Siempre se busca intervenir lo menos posible, si se puede solo volverlos a liberar, entre menos meta la mano el hombre mejor, solo en casos en que no tengan un buen pronóstico de supervivencia es cuando se interviene y rehabilita para su posterior reinserción”, comentó.

Se calcula que este año la procuraduría recibió 60 reportes de lobos juveniles con alguna dificultad para entrar al mar, por lo que la mayoría estuvo en recuperación para posteriormente regresar al mar.