¿Cuál es el futuro del Modelo Baja California?

Una de las causas para implementarlo en la entidad fueron los altos índices de corrupción que prevalecían en las corporaciones

Tijuana

La presencia de militares en las corporaciones policíacas, que representó el arranque del Modelo Baja California, ya no es una condicionante para las próximas administraciones municipales y estatal, coincidieron funcionarios y especialistas en el tema de seguridad pública.

Expusieron que se debe mantener la coordinación entre las diferentes Fuerzas Armadas y policiales, pero que los cargos en las corporaciones los pueden ocupar civiles con experiencia.

El director de Seguridad Pública de Playas de Rosarito, Francisco Castro Trenti, recordó que una de las causas para implementar el Modelo Baja California fueron los altos índices de corrupción que prevalecían en las corporaciones.

"La gran criminalidad que se vivió en Tijuana a partir de 2007 se debe a la penetración que tuvo el crimen organizado en la corporación preventiva municipal, en la gran descomposición que hubo, en la gran corrupción que hubo, y yo creo que eso está asentado como un precedente muy negativo en la historia del estado y particularmente de la historia, porque los crímenes violentos, los homicidios violentos llegaron más allá de duplicarse", explicó.

En 2008, el primer año de la administración del gobernador José Guadalupe Osuna Millán, ocurrieron 844 asesinatos tan solo en Tijuana, 172 por ciento más de lo ocurrido un año antes.

Entre las decisiones que se tomaron estuvo nombrar a militares como directores de las corporaciones policiales del estado y de los municipios, y permitir que el Ejército encabezara la coordinación en el tema de seguridad.

Castro Trenti expuso que en las definiciones de los nuevos titulares de seguridad se debe entender que las cosas han cambiado.

"Hay que reconocerle al Ejército su gran participación en esto, que permitió controlar en gran medida esa actividad criminal. Pero seis años después, ya en los albores de 2014, se percibe un estado más tranquilo, una delincuencia organizada sometida, una violencia doméstica que está siendo combatida ciertamente de forma atinada por cada uno de los municipios", comentó.

El presidente del Consejo Ciudadano de Seguridad Pública del estado, Jonathan Díaz, manifestó que ahora en las titularidades de Seguridad Pública la prioridad es escoger entre personas que tengan conocimiento sobre el tema.

"Yo creo que no se trata únicamente de si son militares o son civiles, sino simplemente y sencillamente que sean personas que sepan liderar un grupo de personas para lograr los

objetivos que se tienen que llevar a cabo", comentó.

En el mismo sentido, declaró el Secretario de Seguridad Pública de Tijuana, Jesús Alberto Capella.

"Yo creo que equivocadamente se ha tratado de generar diferenciaciones, cuando lo que debemos de trabajar es sobre objetivos. Entonces, quien lo pueda cumplir que lo haga", dijo.

De acuerdo a cifras de la Secretaría de Seguridad Pública del estado, la incidencia delictiva se redujo en 33 por ciento durante la administración encabezada por Osuna Millán, en comparación con el anterior gobierno del estado.

El secretario de Seguridad del estado, Daniel de la Rosa, declaró que la siguiente administración tiene el reto de fortalecer el sistema de seguridad en los rubros de atención de emergencias y sistemas de información.

Con relación a los futuros titulares de Seguridad Pública, dijo que durante esta administración se legisló para garantizar la confianza a los ciudadanos.

"De inicio tienen que aprobar evaluaciones de control de confianza y no evaluaciones por

parte del mismo gobierno del estado o del gobierno municipal. En el caso de los estatales es evaluaciones por la instancia nacional", expuso.

Los funcionarios agregaron que en la designación de los próximos titulares de seguridad deben tomar en cuenta el Nuevo Sistema de Justicia Penal, que para 2015 ya debe estar implementado en todo el estado.

El procurador de Justicia del estado, Rommel Moreno, indicó que el nuevo sistema está enfocado en los derechos de los ciudadanos.

"Hay un nuevo sistema de justicia en México, de tal manera que es la tendencia, que se genere esa vinculación de garantía pero con eficiencia. Creo que ahí va la vertiente y me parece que es importante ese respeto de los derechos humanos", apuntó.

El director de la Comisión Binacional de los Derechos Humanos, Víctor Clark, declaró que espera que en la designación de los mandos policiales no tengan injerencia los cárteles de la droga que operan en el estado o los compromisos políticos o de amistad.