Casi el 10% de bajacalifornianos padece diabetes

Según estadísticas de Inegi, 9 de cada 100 personas en la entidad luchan contra la enfermedad y no cuentan con seguridad social para atenderse; los pacientes son cada vez más jóvenes
La diabetes, un problema de salud preocupante en BC
La diabetes, un problema de salud preocupante en BC (Marcos Morales)

Tijuana

La falta de actividad física y la mala alimentación se encuentran entre las principales causas del aumento en la incidencia de la diabetes en Baja California. De acuerdo con estadísticas del Inegi, nueve de cada 100 personas padecen esta enfermedad y no cuentan con seguridad social para atenderse.

Como consecuencia, los afectados sufren de daños en la circulación sanguínea, pérdida de la visión por retinopatía diabética, insuficiencia renal, amputación de extremidades, y en casos agudos, infartos al corazón y hemorragias cerebrales, según información de Isesalud.

Rafael Ceja sabe de esos padecimientos. Por comenzar tarde el tratamiento, sufrió el daño conocido como "pie diabético" y perdió la mitad de la pierna derecha. Ahora acude a la Unidad de Especialidad Médica de Enfermedades Crónicas a revisarse periódicamente.

A pesar de su pérdida, considera que no es tarde para tener una vida de calidad, pero sabe que tiene que poner de su parte.

"Que coma verduras, frutas; que mucha grasa no; azúcar también; sal, no la pruebo, porque ahora que me mocharon el pie, porque tengo nueve meses que me cortaron la pierna, por eso me están haciendo que venga tres veces por semana", refirió.

Juan Manuel, de 43 años, supo que tenía diabetes hasta que llegó a Emergencias del Hospital General de Tijuana y le cortaron la mitad del pie derecho. La diabetes estaba muy avanzada, lo que constató con una prueba de glucosa.

Estuvo hospitalizado, pero al salir no siguió atendiendo su enfermedad y a la fecha sigue recibiendo atención médica por daños visibles en su pie, los cuales requieren curación. Dice que lo más difícil es aceptar que se tiene una enfermedad, y se logra cuando ya es demasiado tarde.

"La azúcar me salió muy alta y fue cuando me di cuenta que tenía diabetes y me resultó la infección...rápido me corrió la infección de mi pie. Me di cuenta que tenía diabetes y por eso resultó rápido la gangrena de mi pie. Me tuvieron que cortar parte de mi pie por lo mismo", expresó.

Ni él ni su familia o amistades creían que pudiera padecer diabetes por su juventud, pero los médicos advierten que además de la vida sedentaria y la mala alimentación, la herencia y el peso son factores de riesgo para contraerla.

En el caso de las mujeres, pasar de los 85 centímetros de circunferencia de la cintura es riesgo, mientras que para los hombres lo máximo es de 95 centímetros.

En lo que va del año, más de 6 mil 500 personas han sido diagnosticadas con diabetes en centros de Salud de Tijuana. Sólo el 30 por ciento ha controlado su enfermedad, afirmó la responsable del Programa de Atención a la Salud del adulto y adulto mayor de Isesalud, Lidia Pérez Gámez.

Detalló que por el estilo de vida que llevan las familias, que incluye una mala alimentación, el abuso de bebidas azucaradas y la falta de actividad física, cada vez se han detectado más casos entre jóvenes y niños incluso de tres años de edad.

"Ya no es como antes que veías a las personas mayores que tenían diabetes, hipertensión...después de los 60 ya vienen las enfermedades. No, ahora con todas estas situaciones vemos gente más joven que ya tiene estos padecimientos. Si antes eran mayores de 60 ahora son menores de 40 o hasta 30 años ya tienen diabetes o tienen hipertensión a edades más tempranas", remarcó.