Venezolanos al grito de libertad en Tijuana

Mirlet Mujica, es una venezolana que vive en Tijuana desde 2002 y ahora organiza una concentración para manifestarse contra las medidas del gobierno del país sudamericano

Tijuana

La vida en Venezuela tiene el precio de un celular o un reloj, afirma un grupo de originarios de ese país, quienes viven en Baja California y se preparan para alzar la voz para exigir justicia.

Mirlet Mujica, es una venezolana que vive en Tijuana desde 2002 y ahora organiza una concentración para manifestarse contra las medidas del gobierno del país sudamericano, como forma de apoyo a quienes piden se respeten sus derechos.

"Lo que nosotros sabemos lo sabemos por familiares que tenemos allá; mi familia ayer fue agredida por bombas lacrimógenas en nuestra propia casa, porque no es que estaban afuera marchando sino que se meten a los edificios, atacan a la población y nadie nos ayuda porque nadie puede hacer nada ahorita", dijo con preocupación sobre su familia, quien vive en un poblado colindante con Colombia.

El domingo 23 de febrero, a las 13:00 horas, se espera que decenas de venezolanos acudan al arco de la Avenida Revolución en Tijuana, como una concentración pacífica a la que están convocando a través de las redes sociales #SOSVenezuela, #PrayforVenezuela.

"La gente no le importa morir porque realmente están cansados de lo que se está viviendo; es muy triste, doloroso, estamos con el corazón allá, porque nosotros como venezolanos podemos decir es que el nivel de inseguridad. En Venezuela no vale la vida, porque te pueden matar por robarte un celular, unos tenis de marca, por cualquier motivo", narró a Milenio.

Las protestas entre fuerzas armadas de ese país y la población han dejado decenas de muertos y heridos; además, como parte de las medidas por parte del gobierno para mantener un orden de las manifestaciones, se quitó permisos a periodistas e interrumpió el servicio de internet.