Urge cambio en alimentación de padres para prevenir obesidad infantil

La responsable del Programa del Niño y del Adolescente de la Secretaría de Salud dijo que para evitar la obesidad en niños, es necesario que sus padres adopten una dieta balanceada y actividad física
Desde la casa se puede evitar que el consumo de alimentos derive en problemas de obesidad.
(Milenio Digital/Archivo)

Tijuana

El aumento en la inseguridad, en el uso de vehículos y de la tecnología son los principales factores que han colocado a Baja California como el primer estado a nivel nacional en obesidad infantil, informó la responsable del Programa del Niño y del Adolescente de la Secretaría de Salud, Karzali Trasviña Guizar.

En entrevista para Milenio Radio expuso que es necesario un cambio radical en los hábitos alimenticios de los padres de familia para que tengan un impacto en sus hijos, por lo que emitió las siguientes recomendaciones.

"Tenemos que cambiar la cultura en los padres de familia; es muy complicado que los hijos tengan el mejor ejemplo si los padres tienen sobrepeso y obesidad en casa. Si nosotros fomentamos ese hábito en nuestros hijos, de que tomen agua simple o agua hecha en casa, estamos quitando muchas calorías de su alimentación diaria. Alimentos chatarra sólo el fin de semana; si diario nos preocupamos por consumir de tres a cuatro porciones de fruta, de tres a cuatro porciones de vegetales, disminuir lo más posible los alimentos que vengan empanizados, fritos. Si le dedicamos de 20 a 30 minutos de actividad al día y hacemos estos pequeños cambios, encontraremos grandes diferencias", expuso.

Explicó que es necesario que padres y tutores estén más atentos a lo que comen sus hijos. Y es que con el paso de los años, el ritmo de vida acelerado -que obliga a pasar largas jornadas fuera de casa-, el incremento en los costos de los alimentos, aunado al aumento de madres solteras en el campo laboral, evitan que se preparen las comidas en casa y propicia más el consumo de alimentos 'chatarra'.

Invitó a la población interesada en cuidar su salud y la de los menores a visitar cualquier centro de Salud para recibir capacitación e información sobre este tema, como parte del Programa de Alimentación en los Niños.