Sandieguina a punto del desmayo agradece a Obama por atraparla

Karmel Allison, residente de San Diego que padece diabetes y está embarazada fue sujetada por el presidente cuando parecía perdía el conocimiento

San Diego

El presidente de los Estados Unidos, Barack Obama interrumpió un discurso que dio la mañana del lunes en Washington, para ayudar a una mujer que fue identificada como Karmel Allison, residente de San Diego, y que estaba a punto de desmayarse.

El mandatario hablaba a las afueras de la Casa Blanca sobre el sistema de acceso a seguros de salud, cuando la mujer que estaba parada justo detrás de él empezó a tambalearse y cerrar los ojos.

Al percatarse de ello, Obama la detuvo e intentó darle ánimo, inclusive bromeó al decir “esto es lo que sucede cuando habló por mucho tiempo”.

Horas más tarde, Karmel Alisson señaló a través de su cuenta de Twitter que se encontraba bien y que solo fue un mareo.

Karmel Allison, quien padece diabetes tipo 1 desde que tenía nueve años y que además, está embarazada, trabaja en biología computacional en la Universidad de California San Diego (UCSD).