Resguarda Profepa jaguar utilizado para exhibición en La Bufadora

El jaguar está regulado en la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales como un animal en peligro de extinción.
Jaguar resguardado
Jaguar resguardado

Enseanda

Personal de Profepa en Ensenada aseguró de manera precautoria a un jaguar cachorro que era usado en la zona turística de La Bufadora como felino de exhibición.

El jaguar está regulado bajo la Norma Oficial Mexicana (NOM) 059 de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat)-2010 como un animal en peligro de extinción.

El delegado de Profepa, Carlos Gustavo Almaraz Montaño, informó que hace unos días atendieron una denuncia ciudadana sobre la presencia de un jaguar en cautiverio en el centro turístico.

Al realizar un operativo en el lugar encontraron que el negocio de exhibición de felinos, que también tiene sucursales en la Terminal de Cruceros de Ensenada y en el corazón de la zona turística del puerto, no cumplía con los requisitos del animal.

"Recibimos la denuncia, la atendimos, lo que procede es revisar las condiciones del animal y la legal procedencia, es decir, que cuente con sus papeles y que la persona tenga su acreditación. Los encargados del en este caso no cumpliieron con los requisitos y lo que procede es asegurar el animal", explicó.

El jaguar se encontraba en buenas condiciones de salud, y se pidió el apoyo del zoológico Morelos y Caliente, en Tijuana, en lo que se resuelve su situación.

Debido a que es un animal nació en cautiverio, el delegado mencionó que es necesario encontrar un lugar seguro en el que puedan alimentarlo y crearle un hábitat natural.

Profepa levantó un procedimiento administrativa y un acta circunstanciada con la que este negocio por la posesión de un animal en peligro de extinción es de hasta 50 mil salario mínimos.

El negocio de exhibición de felinos tiene más de cinco años operando en distintos puntos turísticos de la la ciudad, y aunque tiene acumuladas denuncias por parte de vecinos que se molestan por el ruido que generan estos animales sobre todo por las noches, la Profepa no puede intervenir porque tienen permisos y los cachorros están sanos.

El atractivo turístico para los visitantes es tomarse fotografías con tigres, pumas y leones; el costo promedio de la imagen es de 25 dólares e incluye unos minutos de contacto directo con el felino.