“Perdona” Ley de Ingresos a Hank

Una vez más el pago de derechos por máquinas tragamonedas y casinos no fue contemplado en la Ley de Ingresos del Ayuntamiento de Tijuana, del cuual está amparado Jorge Hank Rhon

Tijuana

En su Ley de Ingresos para el 2014, el Ayuntamiento de Tijuana no contempla ninguna entrada por el impuesto municipal a casinos y máquinas tragamonedas, creado por decreto del ex gobernador José Guadalupe Osuna Millán hace dos años y del que está amparado Jorge Hank Rhon.

Aunque a partir del 2012, todos los propietarios de casinos o "books" deberían pagar un tributo adicional al Ayuntamiento por el permiso de operación de cada establecimiento, además de contar con un engomado por cada máquina tragamonedas, esta partida es letra muerta.

Incluso el presidente municipal, de Tijuana Jorge Astiazarán Orcí. y quien fuera secretario de Desarrollo Social durante la administración hankista, consideró excesivo este tributo municipal aunque no quiso abundar en el tema.

"Sigue igual, ese concepto sigue igual, no se modificó... pues es algo que se decidió en otras administraciones, habría que preguntarles a los ciudadanos, yo creo que está algo excesivo y finalmente muchos están amparados y no lo están haciendo"

De acuerdo a lo aprobado por el Congreso Local en el 2011, cada establecimiento debería pagar cerca de 3 millones de pesos anuales para la revalidación del permiso de casinos, además de un engomado para cada máquina tragamonedas con un valor de 60 salarios mínimos, más una revalidación trimestral de 150 salarios mínimos por unidad.

Todavía en mayo pasado, el propietario de Grupo Caliente, Jorge Hank Rhon, declaró que no pagaría este impuesto y mantendría los recursos de amparo en los cinco municipios, esto después de que el Gobierno de Ensenada anunciara el embargo de dos casinos del corporativo.

"Además esa ley que metió, que además la metió el gobernador (José Guadalupe Osuna Millán) no los presidentes municipales es contradictoria, eso es lo que les he dicho siempre, yo siempre respeto la ley, nomás que la ley marca que no puedes tributar dos veces sobre la misma cosa y eso es lo que están queriendo, pretendiendo hacer", dijo en aquel entonces.

En el caso de Tijuana, Grupo Caliente es la única empresa registrada en este giro y de acuerdo a su portal web, cuenta con 21 establecimientos en esta ciudad; es decir, que de no estar amparado, las arcas municipales recibirían alrededor de 63 millones por revalidación de permiso anual.