Miles de personas salen a las calles a exigir una reforma migratoria

San Diego arrancó la marcha con la noticia de que el gobernador de California firmó la iniciativa Trust Act que frenará deportaciones

San Diego

Cerca de cinco mil personas, salieron este sábado a las calles de San Diego para exigir al Congreso norteamericano que apruebe una reforma de inmigración que beneficie a millones de indocumentados que viven en las sombras.

Parte de un movimiento que se llevó a cabo en más de 130 ciudades de los Estados Unidos, manifestantes recorrieron las calles de San Diego con pancartas, banderas y unidos en una sola voz, demandando que el tema migratorio no sea olvidado por líderes electos.

Antes de iniciar la marcha, organizadores informaron a través del altavoz, que minutos antes, el gobernador de California, Jerry Brown firmó la iniciativa conocida como el Acta de Confianza (Trust Act) que limita la colaboración de la policía local con autoridades de inmigración, hecho que frenará miles de deportaciones.

La noticia causó júbilo entre miles de personas, ante el grito de ¡Sí se pudo!

Pedro Ríos, director del Comité de Amigos Americanos en San Diego, calificó de “una victoria importante” la aprobación de esta ley.

“Nos da más ánimo para ver cómo podemos frenar redadas que tanto han separado familias”, dijo. “Aquí en California van más de 100 mil personas deportadas y el Trust Act nos da la esperanza de poder frenar esta problemática”.

Por su parte, el residente de San Diego, Gilberto Plaza acudió en compañía de su familia a la marcha, enfatizando que es momento de una reforma de inmigración.

“Habemos personas que estamos aquí más de 20 años, hay separaciones de padres e hijos, gente sin récord criminal, personas que podemos contribuir a este país, a hacerlo mejor y crecerlo, por eso estamos aquí apoyando, para que el Congreso abra los ojos”.

Cristian Ramírez, director del grupo Alliance San Diego recalcó que el objetivo de estas marchas a nivel nacional es que el mensaje sea escuchado hasta Washington.

“A los legisladores que tienen congelado el gobierno federal, es el momento de actuar, de ponerse a trabajar, las propuestas están sobre la mesa y es necesario que la comunidad salga a manifestar su apoyo y es lo que está haciendo todo el país hoy”.

El intenso calor que aqueja a la región no fue impedimento. Algunos de los organizadores esperaban en algunos puntos de la ciudad para dar botellas de agua a los manifestantes que terminaron el recorrido frente a las oficinas de Administración del Condado de San Diego.