Explorará Cicese zonas con potencial geotérmico en BC

A pesar que no existe manera de aprovechar el calor del subsuelo submarino, dicen los investigadores que hay que prepararse para cuando la tecnología madure
Los géiseres se producen gracias a las diferencias en la presión atmosférica de este campo.
(EFE)

Ensenada

El Golfo de California posee un alto potencial geotérmico submarino que será explorado por Investigadores del Centro de Investigación Científica y de Educación Superior de Ensenada (Cicese) a través del nuevo Centro Mexicano de Innovación en Energía Geotérmica (CEMIE-Geo).

José Manuel Romo Jones, responsable del CEMIE-Geo, explicó que el calor que se produce en el subsuelo se usa para generar energía eléctrica, o en su defecto, si los gases no producen suficiente energía se aprovecha el vapor para uso agroindustrial, acondicionamiento de espacios y calentar agua en la industria.

En México operan cuatro campos generadores que son Cerro Prieto, localizado en Mexicali; Tres Vírgenes, en los límites entre Baja California y Baja California Sur; Los Azufres, en Michoacán, y Los Húmeros, en Puebla. En el municipio de Ensenada han detectado zonas generadoras de calor como Punta Banda y Puertecitos.

Sobre los trabajos en el Golfo de California, comentó que se pretende medir el flujo de calor en esa zona, considerada como uno de los sitios en el mundo donde se sabe hay recursos geotérmicos pero no existe tecnología para explotarlos.

"Vamos a estar trabajando aquí en Cicese en un proyecto de medición de flujo de calor en el Golfo de California, que es uno de los sitios en el mundo que sabemos hay recursos geotérmicos ahí. Todavía la tecnología a nivel mundial no hay en ningún lugar, se explota la energía submarina, geotérmica submarina, pero nosotros tenemos que tener una idea de lo que tenemos para cuando la tecnología madure", apuntó.

La intención del CEMIE-Geo es colaborar con información, desarrollo tecnológico, investigación y formación de recursos humanos para aprovechar la energía geotérmica para generar electricidad.

Con estos y otros 30 proyectos de investigación que realizarán las instituciones que conforman el CEMIE, esperan incentivar la inversión privada, que permitan que, en un futuro, cada persona pueda generar su propia electricidad.

Ello redunda también en apoyo al medio ambiente, ya que la energía es limpia y sustentable con menor emisión de gases a la atmósfera que con uso de petróleo.

México se plantea como meta que en 2030, el 35 por ciento de la energía que sea consumida deberá proceder de fuentes renovables. Se trata de una meta que en la actualidad ningún país está en condiciones de cumplir.